Tuesday 21 February 2017 | Actualizada : 2017-02-03
 
Inicio > Leyendas Negras > México - 2º Moctezuma se suicidó y no fue lapidado; antropofagia ritual

P: Fui educado en la EGB, me enseñaron lo malo del catolicismo en América y de nuestros ladrones de conquistadores. Después de leer de mayor sobre el tema aprendo de ciertas peculiaridades de esos indígenas que tanto nos habían idealizado en el colegio, como los Mexicano tenían esclavizados a las otras tribus, que eran caníbales, ningún respeto a los derechos humanos. ¿No se debería enseñar toda la verdad, sin idealizar a ningún bando?

 

R: Parece obligado, creo que yo, pero entonces a ver cómo vilipendia a la odiosa España y, sobre todo, no ofende a los indígenas de aquellas tierras que vienen a vivir entre nosotros. Dr. César VIDAL. 2004-09-16 historiador y filósofo. L.D. ESP.

 

+++


Considerado por muchos un traidor que se rindió al conquistador español Hernán Cortés, Moctezuma, último emperador azteca electo, fue un formidable líder que tuvo a su pies el mayor imperio de Mesoamérica.


Moctezuma, acometió importantes conquistas territoriales y se embarcó en un gran programa de monumentos públicos imperiales»

El esplendor de la civilización azteca

Moctezuma no cuenta en la capital mexicana con ninguna estatua en su memoria.

La ausencia del soberano quizás se deba, a que «Moctezuma es persona non grata en México debido a la opinión tradicional de que actuó en secreto contra su pueblo y cedió el imperio a los españoles».

Moctezuma II -como se le conoce para distinguirlo de un antecesor homónimo- fue un semidiós, un líder político y un jefe militar que, desde 1502 a 1520, forjó el máximo esplendor del imperio azteca, que abarcaba desde la costa del Pacífico hasta el Golfo de México.

Sólo en la capital, Tenochtitlán, capaz de competir entonces con Constantinopla y Nápoles y donde se alza hoy la Ciudad de México, unos 250.000 súbditos rendían culto a Moctezuma, pero no podían mirarle a la cara, pues semejante sacrilegio costaba la muerte.


Moctezuma dejó entrar a los españoles en Tenochtitlán y los alojó en su palacio, donde acabó eventualmente secuestrado por sus huéspedes, una humillante retención que enfureció a los aztecas

El colapso de un imperio

Sin embargo, varias premoniciones -cometas en el cielo, torres de fuego y otros fenómenos- presagiaron el colapso del imperioy precedieron la llegada de los españoles, como documenta el «Códice Durán», proveniente de la Biblioteca del Palacio Real de Madrid.

Intercesor de su pueblo con los dioses, Moctezuma daba enorme importancia a esos augurios, que coincidieron con el desembarco de Hernán Cortés y varios cientos de hombres en la costa de Veracruz.

El soberano tomó a Cortés por el dios de la sabiduría Quetzalcóatl, cuyo retorno mítico esperaban los mexicas, y envió a emisarios que agasajaron al invasor con presentes, como la bella serpiente de dos cabezas en turquesa que puede aqui.



Moctezuma dejó entrar a los españoles en Tenochtitlán y los alojó en su palacio, donde acabó eventualmente secuestrado por sus huéspedes, una humillante retención que enfureció a los aztecas, hartos también de los sacrilegios de los intrusos.

Tras una masacre de nobles mexica a manos de los españoles, la ciudad se rebeló y Cortés intentó usar al destronado monarca para negociar un salvoconducto que le permitiera escapar de la urbe, pero cuando Moctezuma se dirigió a la masa, resultó lapidado.

Según la versión de los conquistadores, el último rey-dios de los aztecas murió poco después como consecuencia del apedreamiento, si bien una imagen del «Códice Moctezuma», sugiere otra hipótesis bien distinta.

La ilustración del códice, elaborado por escribas indígenas, muestra una figura, que se asemeja a Moctezuma, apuñalada y asesinada con una lanza por sus captores españoles.

La increíble reacción del emperador, un gobernante poderoso y resolutivo que, de repente, parece verse abocado a la indecisión propia de un Hamlet, ha alimentado el imaginario colectivo.

El reputado historiador Jim Tuck sólo halla una explicación a la conquista de un imperio tan poderoso por un puñado de invasores: la superstición religiosa.

Sea como fuere, el arribo de los españoles, como concluyó Elisenda Vila, «cambió para siempre el destino de América». 2009,09


+++

 

 

 

      13 noviembre en 1523, el español Pedro de Alvarado sale de Tenochtitlán, la actual ciudad de Méjico, con la actual de explorar la actual Guatemala. Le acompaña una fuerza de unos pocos españoles y sobre todo, de sus aliados tlascaltecas. Y es que la Guerra de Méjico -como luego sería también la del Perú-, más allá de la eventual participación española, fue una guerra civil entre indígenas, un proceso que no era ni muchísimo menos nuevo en un continente donde los usos de la guerra eran, por demás, atroces e incluían evisceraciones y canibalismo

 

 

 

+++


1731 – El 9 de septiembre nace en Veracruz el jesuita e historiador Javier Clavijero, autor de una ‘Historia de México antes y después de la conquista española’.


+++

 

Ya en 1533 los franciscanos tenían una escuela pública para la población.

El colegio sirvió para educar a generaciones de nobles indígenas mexicanos en humanidades, arte y filología…

 

Un escudo de Carlos V en el colegio de los indígenas

E. R. 2008.01

CIUDAD DE MÉXICO. El Colegio de la Santa Cruz, localizado en la Plaza de las Tres Culturas, fue una de las primeras instituciones educativas fundada por los españoles en América. Utilizado como escuela desde 1533 y como colegio regentado por franciscanos desde 1536, los arqueólogos del Instituto Nacional de Antropología e Historia (Inah) creen haber hallado en él uno de los primeros escudos de armas de Carlos V que hay en México.

La pieza se localiza «en la Caja de Agua encontrada hace algunos años en el interior del Imperial Colegio de la Santa Cruz», detalló el Inah. Mediría unos dos metros cuadrados y habría sido hasta el momento parcialmente descubierto. «Será el año próximo cuando se obtengan importantes resultados al respecto», indicó el organismo mexicano.

El colegio sirvió para educar a generaciones de nobles indígenas mexicanos en humanidades, arte y filología, pero su presencia y orientación se convirtieron en un riesgo para España, por lo que dejó de funcionar como tal en 1576. Durante los años en que funcionó enseñaron en él figuras como fray Bernardino de Sahagún, Arnaldo de Basacio y Andrés de Olmos. Algunos de los estudiantes llegaron a escribirle cartas a Carlos V, en las que le reclamaban tierras y tributos que estuvieran acorde con su estatus nobiliario. ‘ ABC’ http://www.abc.es/20080103/cultura-arqueologia

 

+++ 

 

 

Bernardino de Sahagún es el nombre adoptado por Bernardino de Rivera, Ribera o Ribeira (Sahagún, León, España ca. 1499-Ciudad de México, 5 de febrero de 1590)al hacerse fraile franciscano. Es el autor de un número de obras en bilingües en náhuatl y español, consideradas hoy entre los documentos más valiosos para la reconstrucción de la historia de México antiguo, antes de la llegada de los conquistadores españoles.

Hacia 1520 se trasladó a Salamanca para estudiar en su Universidad, por entonces un centro de irradiación cultural del Renacimiento en España. Allí aprendió latín, historia, filosofía y teología. Hacia mitad de la década, decidió entrar en la orden franciscana, ordenándose sacerdote probablemente hacia 1527. Dos años después, en 1529, partirá hacia la recién descubierta Nueva España (México) en misión con otra veintena de frailes, encabezados por fray Antonio de Ciudad Rodrigo.

Sus primeros años en el Nuevo Mundo trascurrieron en Tlalmanalco (1530-1532), para luego ser guardián (y probablemente fundador) del convento de Xochimilco (1535). En 1536 y por orden real, el arzobispo de México Juan de Zumárraga funda el Imperial Colegio de la Santa Cruz de Tlatelolco. Desde el comienzo, el fraile franciscano enseñará latín allí. El propósito del Colegio era la instrucción académica y religiosa de todos los jóvenes nahuas, en particular incluyendo a los hijos de pipiltin (nobles). Con algunas interrupciones, fray Bernardino estará vinculado al Colegio hasta su muerte. Allí formó discípulos de elevado nivel intelectual, que luego serían sus colaboradores en sus investigaciones sobre la lengua y la cultura nahuas; los nombres de algunos de ellos son conocidos: Antonio Valeriano, de Azcapotzalco; Martín Jacobita y Andrés Leonardo, de Tlatelolco y Alonso Bejarano de Cuauhtitlán.

Pasó luego por los conventos de Xochimilco, Huejotzingo y Cholula; fue misionero en las regiones de Puebla, Tula y Tepeapulco (1539-1558); definidor provincial y visitador de la Custodia de Michoacán (1558). Pero desde 1547 se consagró casi totalmente a la construcción de su obra histórico-antropológica. Obra que habría de traerle no pocos problemas: en 1577 (o 1578) sus trabajos fueron confiscados por orden real, probablemente por temor a que el valor que Bernardino asignaba al estudio de la cultura de los antiguos mexicanos y a que sus métodos misionales que, respetando las costumbres ancestrales, pudieran acarrear incomprensiones mutuas.


Quizá en su contra, algo pudo venir de ciertas tensiones religiosas y de la forma de catequesis frente a unos nuevos problemas, pero no fueron estas las motivaciones más importantes que llevaron a impedir la publicación de su obra. El nudo problemático era más bien político, como lo demuestra el hecho de que las tres copias que fray Bernardino hizo del trabajo, acabasen en la biblioteca del Palacio Real (dos de ellas fueron regaladas por los reyes posteriores), y no en archivos religiosos. La situación de la España de la segunda mitad del siglo XVI era de defensa ante las nuevas ideas separatistas protestantes, de la Iglesia. En este clima, los trabajos de Sahún debían ser bien estudiados y diferenciados.  

Actualmente existe una ciudad industrial en el Estado de Hidalgo que lleva su nombre, Ciudad Sahagún, en honor al gran sacerdote e investigador.

Obras –Durante su larga vida, fue autor de un gran número de obras en náhuatl, español y latín. La única impresa durante su vida fue Psalmodia cristiana y Sermonario de los Santos del año, en lengua mexicana, ordenado en cantares o psalmos para que canten los indios en los areytos que hacen en las Iglesias, México, 1583. Escribió además: Incipiunt Epistola et Evangelia; Evangelario en lengua Mexicana; Sermonario de dominicas y de santos en lengua mexicana; Postillas sobre las Epístolas y Evangelios de los Domingos de todo el año, con la colaboración de sus alumnos de Tlatelolco; Tratado de la Retórica y Teología de la gente mexicana, también náhuatl; Coloquios y Doctrina Cristiana con que los doce frailes de San Francisco enviados por el papa Adriano VI y por el emperador Carlos V convirtieron a los indios de la Nueva España; Arte de la lengua mexicana, con su vocabulario aprendiz; Vida de San Bernardino de Siena, en náhuatl; Manual del Cristiano; un Calendario; Arte adivinatoria y un Vocabulario trilingüe.

Pero su obra monumental, que le llevó treinta años de arduo trabajo, son las tres versiones de la Historia general de las cosas de la Nueva España que, con loable empeño, y recogiendo la tradición oral que le trasmitían sus alumnos, enviaba al Consejo de las Indias para su publicación, el cual lo archivaba por acertado sentido común. Los tres ejemplares acabaron en la Biblioteca del Palacio Real de Madrid, donde todavía se conserva una. Otra de ellas, compuesta de doce libros es conocida también como Códice florentino porque uno de los manuscritos, después de innúmeras peripecias, terminó en la Biblioteca Medicea Laurenciana de Florencia.

Por su método de trabajo, basado en la recolección en las fuentes de testimonios de los ancianos, el análisis detallado, y la compilación bilingüe (náhuatl-español), y por los resultados que obtuvo al investigar sobre la cultura de los antiguos mexicanos, eruditos como León-Portilla y Garibay lo han considerado como el primer antropólogo de América, un precursor de la inculturación y un visionario respetuoso en la aplicación de los métodos de catequesis cristiana, frente a la nueva realidad del ‘mundo descubierto’.

 

+++

 

 

Deja a las claras que la educación jesuítica –desde el inicio para hombres y mujeres- atiende a cuatro dimensiones:

utilitas, es decir que proporciona a los estudiantes los instrumentos necesarios para sobresalir en cualquier terreno profesional;

humanitas, equivalente a expertos integrales en humanidad;

iustitia, sinónimo de percibir, pensar críticamente, juzgar y actuar a favor de los derechos de los demás, y

fides, o capacidad de formar en la fe respetando escrupulosamente la libertad religiosa. Un gran fardo para anchas espaldas.

 

+++

 

La ignorancia es la madre del odio.

El odio trastorna, nútrese del falso. 

El demonio es el padre de la mentira.

La mentira se ceba de la ignorancia. 

 

 

Códice Chiconquiaco

 

En 1542 es pintado el Códice Chiconquiaco que registra los acontecimientos históricos de las región de Misantla. En este año se fundó aquella población para concentrar y evangelizar a los nativos. El 25 de agosto de 1544, se fija la tributación que Misantla debía pagar en el pueblo de Xalapa. 
El 20 de enero de 1564, día de San Sebastián se traslada la población de San Juan Misantla, por decisión de los franciscanos que evangelizaban la comarca, del paraje antiguo al nuevo, en la unión de los ríos Palohan y Misantla. Uno de los primeros evangelizadores de la comarca fué el Profr. Toribio de Benavente (Motolinía) y fray Buenaventura de Fuenlabrada, que radicó en el pueblo de Chapultepec. La nueva fundación fue llamada Santa María de
la Asunción Misantla, aunque la primera iglesia construída se dedicó a San Sebastián, destruyéndola un incendio en 1565.


Quería que me diera su opinión sobre el papel que desempeñó la Iglesia en el descubrimiento de América y sobre todo de fray Bartolomé de las Casas.

 

En el descubrimiento ninguno (lo que, por otra parte, es normal). Si se refiere al periodo de conquista y colonia, fue muy importante ya que estuvo vinculado a la educación, la culturización, la defensa de los indios y el cambio de creencias religiosas. 2. Mi opinión sobre Bartolomé de las Casas es menos generosa de lo que suele ser habitual. Seguramente, era hombre de buena fe pero muchos de sus juicios son disparatados.

Dr. en historia antigua César VIDAL, filósofo, teólogo 2005-04-12- L.D.España

 

+++

 

 

En fin, ¿cómo se las habrían arreglado unos centenares de españoles, en un tiempo menor, semi-aislados en un país extraño y con armas increíblemente ineficaces por comparación, para masacrar a quinientos mil?

 

Kamen, el masacrador

22 de Noviembre de 2007 - 08:40:17 - Pío Moa

Tiene bastante razón Kamen cuando señala en El Mundo el peligro de películas como Elisabeth, repletas de la más necia patriotería inglesa, en el surco de la leyenda negra estudiada por  W. Maltby. Sin embargo él mismo termina con la extraña aseveración de que Hernán Cortés masacró a medio millón de indios, como advertencia contra la tentación de glorificar al conquistador que creó Méjico (hoy, a quienes se glorifica en España es a los chequistas).

Ya he observado en otras ocasiones la peculiar forma que tiene Kamen de historiar, reminiscente, indirectamente, del nacionalismo catalán. Pero aquí el más elemental escepticismo crítico exigible a un historiador debiera haberle puesto sobre aviso. En pleno siglo XX, con las enormes facilidades de cuantificación y registro existentes, ha costado muchos años de estudio llegar a cifras aproximadas sobre el número de muertos de la guerra civil española, partiendo del mítico millón (y hasta varios millones) pregonados durante largos años por la propaganda. Todavía, en el siglo XXI, persisten numerosos historiadores subvencionados en ofrecer cifras inverosímiles sobre la represión. Y sin duda habrá que revisar en profundidad también las cifras de muertos referidas a la II Guerra mundial.

Si esto ocurre, insisto, en plenos siglos XX y XXI, es fácil imaginar el cuidado con que deben tomarse los datos del siglo XVI, una época muchísimo más primitiva en cuanto a medios de cálculo y registro, máxime en América por las fechas de la conquista. Hoy sabemos que elnúmero real de muertos en España, entre el frente y la retaguardia y después de casi tres años de lucha entre ejércitos de más de un millón de hombres cada uno, no llegó a los 300.000. En los seis años de la II Guerra Mundial, con toda su sangre, sudor, lágrimas y esfuerzo, ejércitos de millones de personas y medios de destrucción abrumadores, Reino Unido tuvo menos de 400.000 muertos entre el frente y la isla. En fin, ¿cómo se las habrían arreglado unos centenares de españoles, en un tiempo menor, semiaislados en un país extraño y con armas increíblemente ineficaces por comparación, para masacrar a quinientos mil? Sería bueno que Kamen e historiadores de su estilo lo explicasen.


+++ 


 Hernán Cortés recibe de Moctezuma los tributos que exigió
en nombre del Rey de España. Pintura sobre cobre.

 

México renueva la imagen de Moctezuma

y defiende que se suicidó  y no fue lapidado.

 

El historiador Jaime Montell dice que «no era cobarde, débil o traidor» y desmiente a Hugh Thomas y borra.

 

El emperador azteca Moctezuma Xocoyotzin (1466-1520), el soberano que se encontró Hernán Cortés a su llegada a México, no murió de una pedrada en la cabeza a manos de sus encolerizados súbditos, sino que se suicidó, según asegura el investigador Jaime Montell, autor de «La caída de México-Tenochtitlán», libro que acaba de aparecer en el país hispanoamericano publicado por Joaquín Mortiz (Planeta). El autor rechaza, además, casi todas las líneas argumentales que Hugh Thomas recogió en su «Conquista de México» y defiende, a su vez, la figura de Hernán Cortés. 

 

Felipe Jiménez - Ciudad de México.-
Jaime Montell parte de la tesis de que en torno a Moctezuma II se ha tejido una historia errónea. «No es cierto que fue cobarde, débil, supersticioso o traidor. Cuando Cortés llegó tenía 17 años en el trono, fue un guerrero valiente, pero se enfrentó ante el dilema de no ser amable con el que se dijo embajador del Rey de España, mientras sabía que Cortés había fomentado la rebelión entre los totonacas. Moctezuma II trató de hacer lo mejor para su país y para su gente. En ese juego como de ajedrez que ambos libraron, finalmente Cortés lo venció, no por ser mejor político, sino por faltar a su palabra, a la honra, y tomarlo preso».


   También es un mito, agrega, que Moctezuma II muriera de una pedrada en la cabeza. «Propongo que se suicidó, pues en varios cronistas encuentro ciertas claves: unos dicen que, luego de la pedrada, se arrancaba las vendas de la cabeza diciendo que quería morir, y Bernal Díaz del Castillo dice que pidió a sus acompañantes una bebida con la que se pasmó. Después de eso describe que Moctezuma ya está muerto. Pienso que se suicidó, pues era la única salida digna y honrosa que le quedaba».

Con más sensibilidad  

En 1994, cuando el historiador británico Hugh Thomas dio a conocer «La conquista de México», no existían investigaciones recientes sobre el tema. Entonces las anteriores dos historias completas de la caída de Tenochtitlán, escritas por mexicanos, databan de finales del siglo XIX (la de Alfredo Chavero y la de Manuel Orozco y Berra). No obstante, Thomas habló de los acontecimientos, según Montell, «con una gran falta de sensibilidad». Ninguno de los protagonistas le era simpático: los españoles eran bárbaros, salvajes, crueles, ambiciosos e ignorantes, y los indígenas eran supersticioso y tontos. «Además ¬apunta¬, incurrió en ciertas inexactitudes en el tratamiento histórico».


   Todo esto animó al historiador veracruzano a investigar durante cinco años para poder escribir «La conquista de México-Tenochtitlán», grueso volumen, del que ahora aparece un resumen «más liviano y accesible, sin florituras y rebuscamiento», editado por Joaquín Mortiz.


   Montell evita caer en estereotipos o mitos en su libro, y describe a Hernán Cortés como un político «hábil y sagaz, que siempre trataba de sacar las mejores condiciones de un asunto en su favor. Primero con la conciliación y después con la violencia, a diferencia de otros conquistadores que sí fueron crueles, como Francisco Pizarro, por ejemplo. Cortés, extrañamente, entendió muy rápido el carácter indígena y se pudo comunicar con ellos de manera muy perspicaz; tenía tal carisma que muchos indígenas ¬enemigos de los mexicas¬ se acercaron a él y lo aceptaron como líder».


   En declaraciones al diario mexicano «La Jornada», el historiador Jean Mayer opina acerca del trabajo de Montell que «sin exageración, esta obra no tiene equivalente (...) Es, desde luego, mucho, pero mucho mejor que La conquista de México, de nuestro simpático y muy taquillero lord Hugh Thomas».


   Jaime Montell lamenta, sin embargo, que a casi 500 años de la derrota del imperio mexica «nuestros indígenas sigan marginados y en la miseria, como extranjeros en su propia patria, hablando en otro idioma. Ese es el gran trauma que se generó en la conquista y que ha impedido que se integren nuestras dos sangres, la española y la indígena, en una sola identidad nacional. El egoísmo y la ambición de los poderosos tiene mucho que ver en esto».


   Para Montell, la Historia no es más que el relato de experiencias de vida, sin academicismos que la hagan aburrida. De tal manera que hasta la comedia aparece en su relato, «por ejemplo, cuando los indígenas, muy hospitalarios, llevaban de comer a los españoles tamales o guajolote asado, le ponían el plato también al caballo, porque no sabían qué clase de alimento tomaban éstos. No obstante, pese a la amabilidad recibida, los españoles utilizaban a los caballos para amedrentarlos».
LA RAZÓN. ESP. 2003-08-31

 

+++

 

El hallazgo de la pirámida azteca más antigua que se conoce, en la zona de Tlatelolco (México), dará a los arqueólogos nuevos detalles de la vida de los aztecas durante la edificación de la Gran Tenochtitlán entre 1325 y 1338. (LDTV). 2007-12-28


Tras el descubrimiento del nuevo mundo, la gran cuestión que surgió y que los entendidos discutieron fue:  "Dime qué es un hombre. ¿Los indios tienen alma?". Hoy, recorriendo el mundo entero, ¿quién podría pretender que no se formule aún con tanta urgencia, con tanta extrañeza? Frente a los puntos de referencia que se desplazan o se esfuman, el hombre moderno titubea, duda de sí mismo, y el combate antirracista llega a un punto muerto. Este combate es como una guerra de desgaste; es, sin duda alguna, el más duro de todos los combates por los derechos del hombre.

Tiene por objeto la igualdad fundamental de todos los hombres, y constituye una especie de desafío del espíritu contra la naturaleza, puesto que en los hombres se acentúa más la diversidad que la igualdad. Reconocer que el otro, en su diversidad, es verdaderamente igual a mí, resulta difícil y entraña innumerables consecuencias. Nada más natural que decir "todo hombre es mi hermano", y vivir esta fraternidad, sobre todo cuando la Biblia, en el relato de Caín y Abel, revela nuestro origen:  todos somos descendientes de un criminal fratricida.

 

+++

 

Vicente Jimeno (Calahorra, La Rioja) discute la aseveración que yo hacía aquí sobre la antropofagia como un acto ritual, no un uso alimentario. Me señala mi corresponsal que según el historiador Juan Miralles, en el México prehispánico, el canibalismo era una forma usual de alimentarse. No soy historiador, pero tengo mis dudas de esa teoría. Es cierto que a la población del México prehispánico le faltaban proteínas al carecer de animales para carne y disponer de poca pesca. Pero el canibalismo usual no pudo ser la solución, porque en ese caso, la población se habría extinguido. Puede que en algunas culturas se haya recurrido a ese expediente del canibalismo, pero seguramente se extinguieron o fueron conquistadas. Otra cosa es el canibalismo ritual, que sí se encuentra en muchos pueblos. Pero, en fin, doctores tiene la Historia que sabrán responder. 2005-01-24 L.D.Esp.

 

 

+++

 

 

 

La leyenda negra española

desechada por mexicanos

 

Yoinfluyo.com, página que les aconsejo con profusión, tiene origen en México, el país hispano más importante de todos, por la sencillísima razón de que es el más poblado, que ya supera los 10 millones de habitantes. La página responde a la necesidad de dar voz a quienes han sido expulsados del oligopolio mediático, especialmente los católicos. Yoinfluyo es una prueba, una más, de que la hispanidad se apoya en la fe católica y que la colonización española, y también portuguesa, tienen la gloria que no han tenido las colonizaciones inglesa, holandesa o francesa: el mestizaje.

Y no, no todos los mexicanos odian a los españoles. Es más, son muchos los que reconocen que, en lugar de exterminarlos, como hicieron los calvinistas anglosajones para repoblar con europeos, las tierras de América, la Iglesia precisamente la Iglesia, y su influencia en la Corona, fue la que consiguió que se respetara al indígena, por la sencilla razón de que era hijos de Dios.

Insisto, la prueba del nueve es que no existe la raza anglo-india, o franco-magrebí, o indo-holandesa. Sin embargo, sí existe la raza hispana, mezcla de los conquistadores y la población indígena. Por eso, si a alguien debe ayudar España especialmente abriendo nuestras fronteras a los inmigrantes, es a Hispanoamérica. No pintamos nada ayudando a China, India, o África. Otros pueden hacerlo mejor porque han sido sus antiguas metrópolis. Lo lógico es que España se vuelque, en inmigrantes y en ayuda al desarrollo, en los pueblos hispanoamericanos. El porqué lo explican estupendamente bien los mexicanos de yoinfluyo.com en el siguiente artículo.  

Agradecemos al autor Eulogio López – hispanidad.com 2005.12.27.

 

+++

 

 

La Conquista


Carlos Astudillo

 

Vinieron los españoles y NOS conquistaron. Desde niños aprendemos que somos algo así como los descendientes de los “aztecas”, que vencidos por Hernán Cortés y sus compañeros, padecimos trescientos años de “esclavitud” hasta que en el año de 1810 obtuvimos nuestra libertad. Esta versión de nuestra historia es el principal soporte de una visión artificial, impuesta desde una óptica política ajena a la realidad, que nos señala nuestra obligación de odiar a España y sentirnos eternamente agraviados y perdedores.

 

Para empezar, digamos, para horror de nuestras creencias aprendidas mecánicamente en la escuela, que no vinieron los españoles y NOS conquistaron, porque no había ningún NOSOTROS en ese momento. Los actuales mexicanos, en más de un 90 % somos descendientes de indígenas y españoles, y el 10 % restante pertenecen a etnias indígenas que nada tienen que ver con los aztecas. Me refiero por supuesto a los actuales pimas, seris, rarámuri, tzeltales, tzotziles, huicholes, otomíes, etc.

No existía MEXICO, sino un conjunto de señoríos indígenas, llamados “altépetl” en náhuatl, “ñuu” en mixteco, o bien “batabil” en maya, diferentes entre sí, sin integración ni unidad general y más bien en una lógica de guerra y enfrentamiento constante para imponer su dominio los unos a los otros y obtener tributos. Quien destacaba en su dominación era el altépetl Tenochtitlán, cuna de los mexica (mal llamados “aztecas”, éste término es totalmente artificial, inventado modernamente).

La dominación mexica era todo, menos simpática. Se imponía por medio de la guerra, y a los vencidos se les exigía la entrega de su riqueza y la aportación de personas destinadas a ser sacrificados en honor de los dioses de Tenochtitlán. Cualquier desobediencia al amo mexica era implacablemente castigada, para que a nadie se le ocurriera volver a desafiar su poderío.

 

Los mexicas decían que su dios, Huitzilopochtli, les había prometido el dominio de todo el mundo conocido, a cambio de su fidelidad y constante sacrificio de personas, provenientes por supuesto de las regiones vencidas. Esto los llevó a ser la principal potencia militar de la zona, pero no a ser los chicos más populares del vecindario.

 

En 1519, sucedió algo que vino a derrumbar este dominio aparentemente todopoderoso. La llegada de Hernán Cortés y 600 españoles alentó a los altépetl sometidos a luchar por su libertad. Los primeros en aliarse a los españoles fueron los de Zempoala, luego vinieron los de Tlaxcala, de Huejotzingo, Tepexi, Tehuacan, Coxcatlán, Coixtlahuacán, Tamazulapan, Yanhuitlán, Xicochimalco, Zacatlán, Texcoco, etc. La mayoría de los señoríos dominados por los mexica aportaron el ejército INDIGENA que derrotó y destruyó a Tenochtitlán. Al final los mexica se quedaron solos, sin aliados ni amigos, y lucharon heroicamente hasta ser aplastados. Cuando el tlatoani (“orador”) Cuauhtémoc se rindió a Cortés, los mexica que sobrevivieron dejaron de luchar. Apenas tres años habían pasado y el dominio mexica sobre millones de personas se había desvanecido.

Lo que siguió fue aún más sorprendente. Los españoles y sus aliados indígenas, incluyendo a los vencidos mexica, se dirigieron hacia las lejanas tierras del norte, fundaron nuevas ciudades, se mezclaron entre ellos y sin darse cuenta, dieron origen a una nueva nación, la mexicana, descendiente de indígenas y españoles, y también de africanos y asiáticos llegados en esas fechas, pero fundamentalmente original, dotada de una fuerte identidad. Esta nación fue madurando a través de los siglos hasta convertirse en lo que somos actualmente.

Bueno, pero ya desde el siglo XVI en Londres, Ámsterdam y las ciudades germanas se decidió que lo políticamente correcto era ser antiespañol y anticatólico. En Estados Unidos este ideario arraigó profundamente en la comunidad política, que a su vez se encargó de “educar” a la clase política mexicana. El encargado de negocios y primer embajador de Estados Unidos en México, Joel R. Poinsett, se encargó de fundar la logia masónica yorkina en donde los primeros políticos mexicanos aprendieron que era indispensable odiar a los antepasados españoles de los mexicanos. De ahí viene nuestro chistoso odio a España, que profesamos siendo mestizos la mayoría, apellidándonos Pérez, López o Gutiérrez, y desde una perspectiva vital enraizada en Occidente desde hace siglos.

A fin de cuentas, un conocimiento mayor de nuestra historia nos puede ayudar a crecer como nación, reconciliarnos con nuestro pasado y dejar de lado los traumas, las visiones de vencidos y perdedores, y asumir nuestro origen pluricultural, fortaleza y legado de México.

Agradecemos al autor carlosastudillo@hotmail.com
*Director General de FUNDICE – MMV.XII.XXVII

 

+++

 

 

 

 

Hallan frente a la costa británica miles de

kilos de plata del Imperio español

 

La plata iba a bordo de un barco de la Compañía Holandesa de las Indias Orientales, que desapareció durante una tormenta en el Canal de la Mancha en diciembre de 1739 - El descubrimiento está ayudando a los arqueólogos a comprender la escala y naturaleza del comercio internacional de lingotes en el siglo XVIII, que sustentó económicamente a la mayoría de las empresas coloniales europeas de aquella época.

 

Por DAVID KEYS
LONDRES. Se han descubierto frente a la costa de Gran Bretaña decenas de miles de kilos de plata en lingotes que tienen su origen en el Imperio español. Pero, debido a que unos holandeses del siglo XVIII compraron la plata a los españoles en la década de 1730, la plata imperial pertenece ahora al Gobierno holandés, que ha enviado a un alto representante a Inglaterra para recuperarlo.

Un ministro del Gobierno holandés llegaba al puerto inglés de Plymouth hace unas semanas para tomar posesión de unos arcones de madera originales repletos de lingotes de plata que sus compatriotas vieron por última vez a mediados del siglo XVIII. La plata iba a bordo de un barco de la Compañía Holandesa de las Indias Orientales, que desapareció durante una gigantesca tormenta en el Canal de la Mancha en diciembre de 1739. Aunque en aquel momento se hallaron los restos de la embarcación en la costa Sur de Inglaterra, nadie sabía con exactitud dónde se había hundido. El desastre supuso para la Compañía Holandesa de las Indias Orientales la pérdida de unos 250 tripulantes y soldados, y de un gran tesoro de plata que se había enviado a las Indias Orientales para ser convertida en moneda local de ese material. A pesar de la desaparición del Rooswijk, la embarcación perdida y su tesoro siguieron siendo propiedad de la Compañía Holandesa de las Indias Orientales. Cuando la empresa fue adquirida por el Gobierno holandés en 1798, el Estado se convirtió en el propietario legal de los lingotes desaparecidos.

Un absoluto secreto
El año pasado, un submarinista deportivo británico -Ken Welling, un carpintero residente en Cambridgeshire-, encontró los restos de la nave hundida. Se informó al Gobierno holandés y se mantuvo el descubrimiento en absoluto secreto hasta ahora, cuando el ministro de Economía holandés, Joop Wijn, tomó posesión del tesoro después de que fuera entregado a un buque de guerra holandés en la bahía de Plymouth. La plata fue entregada en una ceremonia especial a bordo de la embarcación, una fragata de la Marina Real Holandesa, la De Ruyter.

La pérdida del Rooswijk en diciembre de 1739 supuso un enorme desastre económico para la Compañía Holandesa de las Indias Orientales y para toda Holanda, además de ser una catástrofe desde el punto de vista humano. No hubo supervivientes, y el mundo no supo del desastre hasta que unos pescadores ingleses hallaron un arcón de madera lleno de cartas que identificaban a la nave como el Rooswijk. Se había hundido justo un día después de partir de la isla costera holandesa de Texel.

Unas excavaciones submarinas realizadas bajo la supervisión del arqueólogo marino Alex Hildred han recuperado todos los lingotes de plata y más de 1.000 objetos, que están arrojando luz sobre qué otra carga transportaba y cómo era la vida a bordo. Entre los demás cargamentos parece que había cantidades importantes de láminas de cobre, hojas de sable y bloques de mampostería, supuestamente para algún proyecto de construcción colonial de alta categoría en las Indias Orientales Holandesas.

Plata extraída en México
Los arqueólogos sabían exactamente qué cantidad estaban buscando, porque el Gobierno holandés todavía conserva documentos precisos de lo que había perdido en 1739. Toda la plata había sido extraída en el México dominado por España. En un principio había sido transportada por navíos españoles desde México hasta Cádiz. Se vendió a los holandeses y se envió a su país, donde se fundió y se convirtió en lingotes que llevaban el sello de la Cámara de Amsterdam de la Compañía Holandesa de las Indias Orientales. Después, el tesoro «regrabado» se cargó en el Rooswijk con rumbo a Batavia (la moderna Yakarta), en lo que ahora es Indonesia. Allí, parte de él se habría convertido en divisa local de Java, y la mayoría de la plata se habría trasladado a Siam (la moderna Tailandia) o a Bengala para ser convertida en moneda local en esas zonas.

Antes de la entrega al Gobierno holandés, se ha efectuado un estudio arqueológico completo con los cientos de lingotes recuperados. La mayoría de ellos siguen en sus arcones originales de madera. El descubrimiento está ayudando a los arqueólogos a comprender la escala y naturaleza del comercio internacional de lingotes en el siglo XVIII, que sustentó económicamente a la mayoría de las empresas coloniales europeas de aquella época. «Este descubrimiento es único», afirma el arqueólogo marino Alex Hildred. ‘ABC’ 2006-01-07

 

+++

 

 

 

Cristo, la respuesta y la fuente de esperanza


Partiendo de estas realidades esperanzadoras, la Iglesia está convencida de que tiene un tesoro que ofrecer a Europa, en realidad su único tesoro y esperanza:  Jesucristo. Es la aportación específica y mejor que puede hacer para la construcción de Europa. Lo sabe por experiencia, ya que ella ha contribuido a configurar la identidad de Europa de una manera decisiva. Si los valores que han dado lugar a la cultura humanista de Europa tienen múltiples raíces, estas influencias han encontrado históricamente en el cristianismo la fuerza para armonizarlas, consolidarlas y promoverlas.

Es preciso reconocer que "Europa ha sido impregnada amplia y profundamente por el cristianismo". (...) "La fe cristiana ha plasmado la cultura del continente y se ha entrelazado indisolublemente con su historia" (n. 24). Son datos evidentes que la Iglesia en el pasado ha aportado a la construcción de Europa los misioneros, los monjes, creaciones culturales y artísticas o normas de derecho y ha promovido la dignidad de la persona humana como fuente de derechos inalienables, además de que, con su impulso misionero, ha difundido por el mundo los valores que han hecho universal la cultura europea (cf. n. 25). El Santo Padre no se cansa de recordarnos la herencia y raíces cristianas de nuestra cultura, como lo ha hecho recientemente en las visitas a España y a Croacia.
 
Pero Jesucristo no tiene que ver sólo con el pasado de Europa. La Iglesia está convencida de que puede dar una gran contribución a la construcción de la Europa de los valores y de los pueblos, no ofreciendo soluciones técnicas, sino fundamentos de valores y derechos en la dignidad del hombre como hijo de Dios; sentido para la vida de las personas y para los proyectos institucionales, ofreciendo el horizonte de la trascendencia y el destino de la vida eterna; ofrece también la Iglesia modelos y experiencia de convivencia, porque, siendo una, respeta la pluralidad y la riqueza de la diversidad. Cristo, presente en su Iglesia, se ofrece así como la esperanza para Europa. MMIII.VI.28

 

+++

 


 

 

Himno a la Virgen de Guadalupe - (Cáceres. España)

 

 

 

Augusta Reina de Extremadura,
de tus vasallos oye el clamor,
himno ferviente de su fe pura
que al cielo elevan en tu loor.

Somos los hijos del gran Pizarro,
los hijos somos de Hernán Cortés;
y en nuestro pecho, noble y bizarro,
un alma late que fuego es.

Bajo los pliegues de tu bandera
luchar queremos cruzadas mil;
no el Nuevo Mundo, la tierra entera,
rinda tributo de amor a Ti.

Cruzados somos que la fe guía,
de tu hermosura vamos en pos;
mayor belleza que en Ti, María,
hallarse puede tan sólo en Dios.

De hoy más tu gloria nunca olvidada
los extremeños pregonarán;
de Guadalupe, Madre adorada,
jamás tus hijos te olvidarán.

 

+++

 

 

“La verdadera sabiduría, entonces consiste en obras, no en grandes talentos que el mundo admira; pues los sabios en la estima del mundo… son necedad que hacen nada de la voluntad de Dios, y no saben como controlar sus pasiones" Sta. Brígida.

 

+++

 

 

Hermoso Cristo manufactura mexicana

 

 

José María Morelos


José María Morelos,16 de Noviembre de 1815, México


Es fusilado José María Morelos, sacerdote, luchador incansable por la independencia de México, tras haber sido condenado al destierro por la Inquisición.

Nació en Valladolid (ahora se llama Morelia, en su honor) el 30 de septiembre de 1765. a los 25 años ingresó en el seminario. Después de su ordenación se hizo cargo de una parroquia pobre. Cuando Hidalgo (profesor suyo en el seminario) lanzó el Grito de Dolores, dejó su parroquia y se sumó al grupo de los insurrectos.

Al principio ofreció sus servicios como cura. Posteriormente Hidalgo lo nombró brigadier y lo envió al sur para levantar a la población contra los españoles. Se puso al frente de los patriotas del litoral Pacífico de México. A la muerte de Hidalgo, Morelos continuó las operaciones contra los españoles. A fines de 1811 habían liberado gran parte de México.

Los españoles aumentaron el terror sobre la población civil: fusilaban a los rehenes que tomaban, ofrecían recompensas por los rebeldes, crearon fuerzas especiales. La jerarquía eclesiástica dictaba condenaciones contra los patriotas. Después de arrasar la población de Citácuaro, cercaron a Morelos en Cuautla. Los sublevados resistieron más de dos meses y medio.

Sólo Morelos y unos pocos pudieron escapar para seguir la lucha.
La promulgación de la Constitución española de 1812 creó condiciones para la labor de los patriotas. Se prohibió la esclavitud, la mita, los repartimientos; se abolió la Inquisición, se decretó la libertad de prensa y de palabra, se obligó a hacer elecciones.. En las elecciones municipales de la ciudad de México los criollos derrotaron a los españoles.

Esto asustó a las autoridades coloniales a tal punto que decretaron sin vigencia la Constitución de 1812. las cárceles se llenaron de nuevo con víctimas del terror, y los sublevados prosiguieron sus operaciones. Morelos esperaba que los criollos ricos apoyasen la independencia, pero al ver que no era así, los declaró, como a los españoles, enemigos de la nación. Llamó a confiscar los bienes de la Iglesia y a repartir los latifundios entre los campesinos necesitados.

El Congreso de los patriotas, de octubre de 1814, promulga la primera Constitución mexicana, en que se afirma la independencia. Tras duro combate, Morelos cae prisionero el 2 de noviembre de 1815. La Inquisición, entre otras muchas cosas, le privó del título de eclesiástico. Condenado a pena de muerte por el tribunal militar, es fusilado el 16 de noviembre de 1815.

  

 

+++

 

 

«La fe y la razón son como las dos alas con las cuales el espíritu humano se eleva hacia la contemplación de la verdad». JUAN PABLO II - MAGNO. 2004.

 

+++

"La mies es mucha y los obreros pocos. Rogad, pues, al Dueño  de la mies que envíe obreros a su mies" (Mt 9, 37-38).

 

Decía con razón el filósofo Xavier Zubiri que Europa se construye sobre la base de cuatro fundamentos: la filosofía griega, el Derecho romano, la religión cristiana y la ciencia moderna.

 

+++

 

Periandro de Corinto, (hijo de) Cípselo, dijo: - 1.  La tenacidad (lo es) todo. 2. Bella (es) la tranquilidad. 3. Insegura (es) la precipitación. 4. La ganancia (es) vergonzosa. 5. La democracia (es) mejor que la tiranía. 6. Los placeres (son) mortales, pero las virtudes inmortales. 7. Habiendo obtenido fortuna sé comedido, pero habiendo fracasado, sensato. 8. Mejor morir no teniendo medios que, viviendo, pasar necesidad. 9. Hazte a ti mismo tan digno como tus padres. 10. Mientras viva sé alabado, pero al morir sé tenido por feliz. 11. Sé el mismo con los amigos afortunados y con los infortunados. 12. Lo que reconozcas de buen grado, manténlo, pues (es) pesado transgredirlo. 13. No practiques la revelación de palabras secretas. 14. Insulta en la idea de que serás pronto amigo. 15. Sírvete de las leyes antiguas, pero de los alimentos frescos. 15. No castigues sólo a los que se equivocan, sino impídeselo también a los que tienen la intención.16. Oculta que eres desgraciado, para que no alegres a tus rivales.

 

+++

"La oración es la elevación del alma a Dios o la petición a Dios de bienes convenientes"(San Juan Damasceno, f. o. 3, 24). ¿Desde dónde hablamos cuando oramos? ¿Desde la altura de nuestro orgullo y de nuestra propia voluntad, o desde "lo más profundo" (Sal 130, 14) de un corazón humilde y contrito? El que se humilla es ensalzado (cf Lc 18, 9-14). La humildad es la base de la oración. "Nosotros no sabemos pedir como conviene"(Rom 8, 26). La humildad es una disposición necesaria para recibir gratuitamente el don de la oración: el hombre es un mendigo de Dios (cf San Agustín, serm 56, 6, 9). A la luz del sol, en las sombras, el cristiano debe a Dios pedir con humildad, paciencia y sumisión

 

«Vencerse a sí mismo un hombre es tan gran hazaña que sólo el que es grande puede atreverse a ejecutarla» Calderón de la Barca "La hija del aire"

 

+++

 

"No sigas a la muchedumbre para obrar mal, ni el juicio acomodes al parecer del mayor número, si con ello te desvías de la verdad" SAN ATANASIO + año 373

 

+++

 

la barca de la Iglesia triunfará…, portae inferi non praevalehunt) (Matth. 16, 18)

las puertas del infierno no prevalecerán, le dijo Cristo a su Iglesia católica


“La Tradición apostólica va creciendo en la Iglesia con la ayuda del Espíritu Santo; es decir, crece la comprensión de las palabras e instituciones transmitidas cuando los fieles las contemplan y estudian repasándolas en su corazón (cf. Lc 2,19-51), y cuando comprenden internamente los misterios que viven, cuando las proclaman los obispos, sucesores de los Apóstoles en el carisma de la verdad. La Iglesia camina a través de los siglos hacia la plenitud de la verdad, hasta que se cumplan en ella plenamente las palabras de Dios” (Dei Verbum 8). Estas palabras preparan la afirmación del número siguiente. “...Por eso la Iglesia no saca exclusivamente de la Escritura la certeza de todo lo revelado. Y así se han de recibir y respetar con el mismo espíritu de devoción” (ibid. 9). Concilio Vaticano II

 

+++

 

“No podemos callar lo que hemos visto y oído” (He 4, 20)

 

+++

 

‘Donde no hay Dios, despunta el infierno, y el infierno persiste sencillamente a través de la ausencia de Dios’. Cardenal  Ratzinger.

 

+++

 

  

"Obras todas del Señor, bendecid al Señor".-

El séptimo mandamiento exige el respeto de la integridad de la creación. Los animales, como las plantas y los seres inanimados, están naturalmente destinados al bien común de la humanidad pasada, presente y futura (cf Gn 1, 28-31). El uso de los recursos minerales, vegetales y animales del universo no puede ser separado del respeto a las exigencias morales. El dominio concedido por el Creador al hombre sobre los seres inanimados y los seres vivos no es absoluto; está regulado por el cuidado de la calidad de la vida del prójimo incluyendo la de las generaciones venideras; exige un respeto religioso de la integridad de la creación (cf CA 37-38).

 

 

 

 

gracias por venir a visitarnos

 


 

Recomendamos vivamente:

1º Jesús de Nazaret – Al siglo Joseph Cardenal Ratzinger ‘Benedicto XVI’. 2007

2º ‘CÓMO LA IGLESIA CONSTRUYÓ LA CIVILIZACIÓN OCCIDENTAL’. Ninguna institución ha hecho más para dar forma a la civilización occidental que la Iglesia Católica, y en modos que muchos de nosotros hemos olvidado o nunca sabido. Como la Iglesia construyó la civilización occidental es una lectura esencial para redescubrir esta relegada verdad. De un modo senillo y muy atractivo. 2007.

Autor: Thomas E. WOODS Jr.-Editorial: CIUDADELA. 

-.-

Recomendamos: ‘Desafíos cristianos de nuestro tiempo’, editado por Rialp. El autor, sacerdote, repasa algunos de los problemas más habituales a los que se enfrentan los cristianos hoy. Toca, por ejemplo, la cuestión del evolucionismo y el creacionismo para explicar de qué manera son complementarios, apoyándose en el magisterio de los distintos Papas. Otro tema de actualidad que no soslaya es la presencia del mal en el mundo. Y tampoco evita el cómo enfrentarse al dolor y a la muerte.  En opinión del autor, «la crisis del amor constituye el mar de fondo de las tormentas que agitan las aguas del Primer Mundo», y corresponde a los cristianos retomar el mandamiento nuevo del Señor. El laicismo intransigente en que vivimos anima a tomar ejemplo de los mártires y a hacernos presentes en la vida pública. 2007

-.-

:‘Inquisición’  historia crítica - Autores: Catedrático e historiador ‘Ricardo García Cárcel’ y la licenciada en Historia por la Universidad Autónoma de Barcelona-España ‘Doris Moreno Martínez’, investigadora. (Editado por Ediciones Temas de Hoy. Esp.). Cerca de doscientos años después de que Juan Antonio Llorente redactara su clásica ‘Historia crítica de la Inquisición’, los autores de este libro han querido escribir una nueva historia crítica del Santo Oficio, elaborada con la intención de huir del resentimiento, del morbo, los sectarismos, pero con fiel memoria –racional y sentimental- de las victimas de aquella institución, que fue muchas cosas al mismo tiempo: tribunal con jurisdicción especial, empresa paraestatal, instrumento aculturador, símbolo de representación y de identificación ideológica, arma en manos de otros poderes, poder en sí mismo. En este libro se examina la poliédrica identidad de la Inquisición y se responde a muchas preguntas que han inquietado a los historiadores: ¿por qué y para qué se creó el Santo Oficio?. ¿Por qué duro tanto? ¿Fueron los inquisidores hombres o demonios? Los procedimientos penales de la Inquisición ¿fueron normales o excepcionales?. ¿Cuántas víctimas hubo?. ¿Fue la Inquisición culpable del atraso cultural español respecto a Europa?. ¿Gozó de la complicidad o del rechazo de la sociedad?.

-.-

5º: ‘LEYENDAS NEGRAS DE LA IGLESIA’. Autor Vittorio MESSORI – Editorial “PLANETA-TESTIMONIO” 10ª EDICIÓN – Óptimo libro para defenderse del cúmulo de opiniones arbitrarias, deformaciones sustanciales y auténticas mentiras que gravitan sobre todo en lo que concierne a la Iglesia.

In Obsequio Jesu Christi.

Con aquella primera encíclica el Pontífice se proponía explicar a todos la importancia de la Iglesia para la salvación de la humanidad, y al mismo tiempo, la exigencia de entablar entre la comunidad eclesial y la sociedad una relación de mutuo conocimiento y amor (cf. Enchiridion Vaticanum, 2, p. 199, n. 164). "Conciencia", "renovación", "diálogo": estas son las tres palabras elegidas por Pablo VI para expresar sus "pensamientos" dominantes —como él los define— al comenzar su ministerio petrino, y las tres se refieren a la Iglesia.

Imprimir   |   ^ Arriba

'JESUCRISTO PADECIÓ BAJO EL PODER DE PONCIO PILATO,
FUE CRUCIFICADO, MUERTO Y SEPULTADO'
Evangelio según San Lucas, Cap.3, vers.1º: El año decimoquinto del reinado del emperador Tiberio, cuando Poncio Pilato gobernaba la Judea, siendo Herodes tetrarca de Galilea, su hermano Felipe tetrarca de Iturea y Traconítide, y Lisanias tetrarca de Abilene…

Crucifixión de San Pedro: fue crucificado al revés cabeza abajo - Pergamino con San Pedro en cruz invertida, de Maguncia- Alemania; entre el 900 y el 1000ca. - Museo Diocesano de la Catedral Maguncia (Mainz) Alemania - Pedro en su cruz, invertida. ¿Qué significa todo esto? Es lo que Jesús había predicho a este Apóstol suyo: "Cuando seas viejo, otro te llevará a donde tú no quieras"; y el Señor había añadido: "Sígueme" (Jn 21, 18-19). Precisamente ahora se realiza el culmen del seguimiento: el discípulo no es más que el Maestro, y ahora experimenta toda la amargura de la cruz, de las consecuencias del pecado que separa de Dios, toda la absurdidad de la violencia y de la mentira. No se puede huir del radicalismo del interrogante planteado por la cruz: la cruz de Cristo, Cabeza de la Iglesia, y la cruz de Pedro, su Vicario en la tierra. Dos actos de un único drama: el drama del misterio pascual: cruz y resurrección, muerte y vida, pecado y gracia.

La maternidad divina de María – Catecismo de la Iglesia
495 Llamada en los Evangelios 'la Madre de Jesús'(Jn 2, 1; 19, 25; cf. Mt 13, 55, etc.), María es aclamada bajo el impulso del Espíritu como 'la madre de mi Señor' desde antes del nacimiento de su hijo (cf Lc 1, 43). En efecto, aquél que ella concibió como hombre, por obra del Espíritu Santo, y que se ha hecho verdaderamente su Hijo según la carne, no es otro que el Hijo eterno del Padre, la segunda persona de la Santísima Trinidad. La Iglesia confiesa que María es verdaderamente Madre de Dios [Theotokos] (cf. Concilio de Éfeso, año 649: DS, 251).
La virginidad de María
496 Desde las primeras formulaciones de la fe (cf. DS 10-64), la Iglesia ha confesado que Jesús fue concebido en el seno de la Virgen María únicamente por el poder del Espíritu Santo, afirmando también el aspecto corporal de este suceso: Jesús fue concebido absque semine ex Spiritu Sancto (Concilio de Letrán, año 649; DS, 503), esto es, sin semilla de varón, por obra del Espíritu Santo. Los Padres ven en la concepción virginal el signo de que es verdaderamente el Hijo de Dios el que ha venido en una humanidad como la nuestra:
Así, san Ignacio de Antioquía (comienzos del siglo II): «Estáis firmemente convencidos acerca de que nuestro Señor es verdaderamente de la raza de David según la carne (cf. Rm 1, 3), Hijo de Dios según la voluntad y el poder de Dios (cf. Jn 1, 13), nacido verdaderamente de una virgen [...] Fue verdaderamente clavado por nosotros en su carne bajo Poncio Pilato [...] padeció verdaderamente, como también resucitó verdaderamente» (Epistula ad Smyrnaeos, 1-2).

El acontecimiento histórico y transcendente – Catecismo de la Iglesia
639 El misterio de la resurrección de Cristo es un acontecimiento real que tuvo manifestaciones históricamente comprobadas como lo atestigua el Nuevo Testamento. Ya san Pablo, hacia el año 56, puede escribir a los Corintios: "Porque os transmití, en primer lugar, lo que a mi vez recibí: que Cristo murió por nuestros pecados, según las Escrituras; que fue sepultado y que resucitó al tercer día, según las Escrituras; que se apareció a Cefas y luego a los Doce: "(1 Co 15, 3-4). El apóstol habla aquí de la tradición viva de la Resurrección que recibió después de su conversión a las puertas de Damasco (cf. Hch 9, 3-18).
El sepulcro vacío

640 "¿Por qué buscar entre los muertos al que vive? No está aquí, ha resucitado" (Lc 24, 5-6). En el marco de los acontecimientos de Pascua, el primer elemento que se encuentra es el sepulcro vacío. No es en sí una prueba directa. La ausencia del cuerpo de Cristo en el sepulcro podría explicarse de otro modo (cf. Jn 20,13; Mt 28, 11-15). A pesar de eso, el sepulcro vacío ha constituido para todos un signo esencial. Su descubrimiento por los discípulos fue el primer paso para el reconocimiento del hecho de la Resurrección. Es el caso, en primer lugar, de las santas mujeres (cf. Lc 24, 3. 22- 23), después de Pedro (cf. Lc 24, 12). "El discípulo que Jesús amaba" (Jn 20, 2) afirma que, al entrar en el sepulcro vacío y al descubrir "las vendas en el suelo"(Jn 20, 6) "vio y creyó" (Jn 20, 8). Eso supone que constató en el estado del sepulcro vacío (cf. Jn 20, 5-7) que la ausencia del cuerpo de Jesús no había podido ser obra humana y que Jesús no había vuelto simplemente a una vida terrenal como había sido el caso de Lázaro (cf. Jn 11, 44).