Friday 26 May 2017 | Actualizada : 2017-03-29
 
Inicio > Leyendas Negras > América - 1º Ingleses franceses nuevo mundo; Evangelización americana Obispo

… se lamenta de la frase escolar “Cristóbal Colón descubrió América”. El hecho le parece “incierto”, pues “hubo decenas de personas que visitaron nuestro país [americano] antes que Cristóbal Colón, miles de años antes, como los vikingos o los asiáticos. ¿No estaría mejor dicho Cristóbal Colón redescubrió América?”. En absoluto.

 

 

Según esa lógica, cada vez que uno hace un viaje a un país americano, desde otro continente, estaría redescubriendo América. Parece un poco absurdo. Como lo es la idea mostrenca de que los auténticos descubridores de América fueron los que Colón llamó “indios” (y así se ha quedado el falso gentilicio). Las visitas de los vikingos escasamente documentadas no tuvieron significación histórica, no transformaron la Historia de América. En cambio, los viajes de Colón y sus sucesores sí incorporaron el continente americano a la Historia. Luego se puede decir con toda propiedad que Colón descubrió América. Fue la ampliación del territorio conocido por los europeos que más importancia ha tenido en la Historia Universal. La Historia es, por definición, la que se escribe. Los navegantes portugueses y los conquistadores españoles solían llevar un escribano o cronista que iba tomando nota de los descubrimientos. Sin esa capacidad reflexiva no hay propiamente descubrimiento. Entiendo la crítica que se puede hacer a mi observación: es “eurocentrista”. Bueno, y qué. Lo que llamamos civilización, con influencia universal, ha partido casi toda ella de Europa, asentada sobre la tradición clásica, el cristianismo y el judaísmo. 2005-07-07 – Amando De Miguel.

 

+++

 

¿Sabía Usted esto? – Año 1480: Los Reyes Católicos promulgan la primera ley reguladora del libro impreso. Por ella queda libre del pago de todo tipo de tributos la introducción en España de libros extranjeros.

 

+++

 

P:¿Cuántos indígenas mataron a grosso modo los españoles después de la conquista de América? ¿Qué valoración hace de la conquista española de América?

 

R:1. Es imposible de saber. Desde luego no fueron millones y tampoco se trató de matanzas sistemáticas. 2. Ecuánime. Tuvo cosas óptimas, buenas, regulares y malas.

 

+++

 

«La razón es que la libertad religiosa encarna los valores trascendentales, que son los fundamentos de la fe y de nuestra humanidad: el carácter sagrado de la vida y la dignidad de la persona». También son los valores de la democracia. Cuando se violan, sea por regímenes teocráticos, comunistas, o por Gobiernos formalmente democráticos, entonces se debilita la libertad política general».

 

+++

 

«No se descubrirá nunca nada, si se considera satisfecho de lo ya descubierto». Séneca.

 

+++

No estamos ante la indiferencia y el ateísmo sino ante la manipulación y la caricatura de lo divino. He aquí la paradoja del drama sectario: se despoja al hombre de lo divino en el nombre del mismo Dios que le llama a esta vocación sublime de comunicar con el mundo sobrenatural. Se niega la realidad deformándola.

Estas ideologías sectarias o "hairesis" se ubican entre aquellos que perturban a los fieles y «quieren transformar el Evangelio de Cristo» (Gál. 1, 7); usurpan su nombre y se autoproclaman Mesías (cf. Mt. 24, 4-5). Se trata de "falsos profetas" (cf. 1 Jn. 4, 1-3), "doctores falaces" (cf. 2 Pe. 3, 3-4) y "seductores" (2 Jn. 7) que se "introducen solapadamente" (cf. Jds. 4) negando en definitiva el misterio de Jesucristo (cf. 2 Jn. 7). De ahí la proclamación paulina «Ayer como hoy, Jesucristo es el mismo y lo será siempre. No os dejéis seducir por doctrinas varias y extrañas» (Hebr. 13, 7). Y el apóstol San Juan, al concluir su primera epístola: «Nosotros estamos en el Verdadero, en su Hijo Jesucristo. Éste es el Dios verdadero y la vida eterna. Hijos míos, guardaos de los ídolos» (1 Jn. 5, 20b-21).

 

Algunas sectas dicen: Aquí cabe mencionar que cuando llegó a México el catolicismo, a todos los indígenas los bautizaban, aunque ellos no entendían ni siquiera el idioma español o el latín. Aún en nuestros días en México, la gente es 100% católica romana, pero desconoce el cristianismo y la Biblia en un 80%. La Iglesia continuaba con la idea de instituir por la fuerza el catolicismo (las cruzadas, la inquisición, etc).

 

AFIRMACIÓN FALSA. ¿Por qué? Porque usted está equivocadísimo! Le recomiendo leer con mucho cuidado la historia de las Cruzadas y de la Inquisición. En especial le recomiendo leer estos cuatro artículos sobre la Inquisición publicados por diversas fuentes y que tanto material encontrará en nuestra web. La conversión por la fuerza fue el método protestante que eliminó sin piedad a los indígenas americanos del norte. En cuanto a los que estaban al sur de las colonias inglesas, Ud. mismo puede comprobar mirando a su alrededor que los coloniales católicos no los mataron con tanta eficiencia. De hecho, hasta el tiempo de las guerras de la independencia americana, España no mantuvo un solo ejército regular en toda la extensión de sus dominios americanos. La evangelización de las Américas la llevaron a cabo Franciscanos, Jesuitas, Benedictinos, Agustinos y tantos otros jóvenes españoles, italianos, franceses, portugueses que dejaron su madre patria, su familia y las comodidades de la vida en Europa para no verlas nunca más. Y todo ese sacrificio para llevar a Cristo al Nuevo Mundo fundando poblados y ciudades, escuelas, hospitales, comunidades religiosas. Los protestantes no aparecieron en el Nuevo Mundo Hispano sino hasta los últimos años del siglo XIX salvo raras excepciones.

 

+++


"San Antonio de Béjar".EE.UU. (U.S.A.)  La ciudad tejana se llama San Antonio y está asentada en el condado de Bexar. El nombre de Bexar procede del Duque de Béjar que perteneció a la nobleza que surtía de altos funcionarios a los virreinatos. El nombre de San Antonio es porque el día de su fiesta se celebró aquí la primera misa a la vera del río que fue bautizado así. Se levantó una misión, que era entonces una especie de cooperativa para asentar a los indios nómadas. Lo que queda del Álamo es el resto de esa misión sobre la que se erigió el presidio (= fuerte) de San Antonio. La iglesuca del Álamo fue el último baluarte de la lucha entre los mexicanos y norteamericanos. El edificio más notable de la ciudad, aparte de la Catedral, es el palacio del Gobernador español, una especie de cortijo señorial, bastante humilde, pero con estilo. El río San Antonio fue canalizado en los años treinta (1930) a su paso por la ciudad. Es claramente una de esas obras públicas de la época de F. D. Roosevelt. Es una especie de réplica de Venecia. El guía que lleva a los turistas en una barcaza por el canal observa: "A la derecha verán ustedes la estatua de Saint Anthony de Padua, el santo patrón de San Antonio".

 

+++

 

Actualizado 8 febrero 2013

De la más antigua catedral americana, o catedral primada de América

 

            Que no es otra que la llamada Basílica Catedral Metropolitana Santa María de la Encarnación Primada de América, sita dentro del recinto de lo que se da en llamar Ciudad Colonial en Santo Domingo, capital de la República Dominicana. Una catedral que comienza su construcción en 1521, es decir 29 años después de la llegada de los españoles a la isla, un tiempo algo largo para lo que habría sido de esperar dados los criterios de la época, y finaliza en 1541, veinte años que, en este caso, no son demasiados para la época en que es construida.

 

            Que la primera catedral americana se levante en suelo dominicano ni puede ni debe extrañar a nadie, pues al fin y a la postre, es en la bella isla caribeña donde se fragua la más antigua presencia española en América, y donde primero comienza a implementarse lo que constituye el gran legado de España al continente americano, a saber, su evangelización, de todo lo cual da buena fe el hecho de ser conocida como la Catedral Primada de América.

 

            La Catedral de Santo Domingo está dedicada a Santa María de la Encarnación y se ubica entre calles con nombres de tan rancio sabor español como Isabel La Católica y el Parque Colón. Aunque su construcción comienza bajo el obispo García Padilla en 1512, es decir, hace ahora poco más de cinco siglos, la llegada del obispo Alejandro Geraldini en 1519 motivará la construcción de un templo de mayor prestancia, por lo cual se decide la del que ha llegado a nuestros días, cuya primera piedra se colocó en 1521. Los trabajos de construcción estuvieron a cargo de los arquitectos Luis De Moya y Rodrigo de Liengo. El 12 de febrero de 1546, a petición del Emperador Carlos V, el Papa Pablo III le concede el título de Catedral Metropolitana y Primada de las Indias. En 1920, Benedicto XV la designa Basílica Menor.

 

            Se accede al templo por tres puertas, una de ellas de estilo plateresco y las otras dos de estilo gótico, un estilo que empezaba a languidecer cuando se está construyendo, y de la que el templo dominicano es uno de sus últimos exponentes, por cierto, en América de los poquísimos, muchos de los cuales en la propia Santo Domingo. Cuenta con doce capillas laterales, y su longitud máxima es de 54 m en la nave central.

 

            Destacan en su vasto tesoro artístico el valioso trono arzobispal, fechado en 1540, los mausoleos de los arzobispos del período colonial, y curiosamente, la lápida funeraria de Simón Bolívar, ancestro del que con su mismo nombre, levantará América contra la Corona. En ella se albergaron durante un tiempo los restos de Cristóbal Colón, tema apasionante al que dedicaremos una entrada exprofeso en esta columna por lo interesante que resulta.

 

            ¿Estamos hablando de la más antigua iglesia de América? Pues bien, no, no exactamente. Pero eso es harina de otro costal, algo a lo que también, nos referiremos en una próxima y espero que cercana ocasión.  ©L.A. 

http://www.religionenlibertad.com/articulo.asp?idarticulo=27521

 

+++

 

Actualizado 25 diciembre 2012

Quinientos años hoy del primer obispo en America

 

            Sí señor, porque tal día como hoy pero de hace quinientos años, es decir el día de la Navidad del año 1512, llegaba a América, concretamente a Puerto Rico, siendo así el primer obispo de la naciente Iglesia católica que llegaba a las Américas.

 

            Era su nombre Alonso Manso, había nacido en Becerril de Campos, en Palencia, en 1460, y vendrá a fallecer en San Juan de Puerto Rico, el 25 de septiembre de 1539, a la edad de setenta y nueve años, durando pues su episcopado americano un nada desdeñable período de casi 27 años. Es testigo de su toma de posesión el fraile dominico fray Bartolomé de Las Casas.

 

            Tras estudiar teología en la Universidad de Salamanca, Alonso Manso será canónigo de la catedral y capellán del Príncipe Juan. Consagrado por el Papa Julio II, él miso consagra al obispo de Santo Domingo Sebastián Ramírez de Arellano, en lo que constituye la primera consagración de un obispo en el Nuevo Mundo.

 

            Cuando llega a Puerto Rico, consta la diócesis de un número de aborígenes que rondaba entre los veinte y los treinta mil, a lo que unir un número de españoles aún muy reducido. A pesar de ser una de las primeras partes del territorio americano descubierto y colonizado, la diócesis se hallaba aún por organizar, labor que correspondió a nuestro Monseñor Manso, que puso así la simiente de la Iglesia americana, probablemente aquélla que hoy aporta más católicos al mundo. Una más de las grandes aportaciones de nuestra patria española a la historia universal.

 

            Alonso Manso será también Gobernador de Puerto Rico, el octavo. Predica el Evangelio a los indios taínos y comienza las obras de la nueva Catedral de San Juan. Amén de ello, funda dos hospitales, el de la Concepción, primer hospital de Puerto Rico, y el de San Ildefonso. Le sucede en el cargo Rodrigo de Bastidas y Rodriguez de Romera dos años después, en 1541.

 

            Para conmemorar tan redondo evento, el pasado 18 de noviembre, el arzobispo emérito de Sevilla, Card. Carlos Amigo Vallejo, presidió como enviado especial de Benedicto XVI una misa solemne ante miles de católicos llegados de todos los rincones de Puerto Rico, ceremonia durante la cual el actual arzobispo de la diócesis de San Juan, Roberto González Nieves, recalcó que el Obispo Alonso Manso “fue el primero en todas las Américas” y que “fue aquí, en la tierra del coquí donde se estableció la Iglesia católica por primera vez”.

 

            Con esta bella efemérides, quiero aprovechar la ocasión para felicitar a todos Vds. la Navidad, y desearles una vez más que hagan mucho bien y que no reciban menos,             ©L.A.

http://www.religionenlibertad.com/articulo.asp?idarticulo=26681&mes=&ano=

 

+++

La paz brota en el núcleo familiar. La familia necesita una casa a su medida, un ambiente donde vivir sus propias relaciones. Para la familia humana, esta casa es la tierra, el ambiente que Dios Creador nos ha dado para que lo habitemos con creatividad y responsabilidad. Hemos de cuidar el medio ambiente: éste ha sido confiado al hombre para que lo cuide y lo cultive con libertad responsable, teniendo siempre como criterio orientador el bien de todos. 

 

«El anuncio de Jesús no supuso una imposición de una cultura extraña» porque las auténticas culturas no están cerradas en sí mismas y esperan alcanzar la universalidad en el encuentro con otras formas de vida. Benedicto XVI ha subrayado, frente a cualquier tipo de nacionalismo o de particularismo étnico o cultural, que una cultura es más grande cuanto más abierta está a la verdad. No es de extrañar que moleste a los indigenistas que han desarrollado regímenes autoritarios. Pero el indigenismo no se agota en Chávez o en Evo Morales. MMVIII

 

+++


La evangelización de América: Las peripecias del primer obispo de América

 18:47:36, por Alberto Royo, 1818 palabras  2009.XI.13 

LA BREVE AVENTURA AMERICANA DE FRAY JUAN DE QUEVEDO, PRIMER OBISPO DEL NUEVO MUNDO

 

El breve pero intenso periodo apostólico del obispo fray Juan de Quevedo en la llamada “Castilla del oro", hoy corresppondiente a tierras fronterizas entre Colombia y Panamá, es interesantísimo pues ilustra las dificultades prácticas y las tentaciones con que se encontraban los evanglizadores que llegaban a América, en general llenos de buena voluntad. Este religioso franciscano, que ostenta el título histórico de primer obispo del Nuevo Mundo, nacido en Bejorí, en la región montañosa de Burgos, y murió cerca de Barcelona, el 24 de diciembre de 1519. Se hizo franciscano en la Provincia de Andalucía, de la que llegó a ser ministro provincial y la mayor parte de su vida se desarrolló en Sevilla, donde fue, por lo menos en dos períodos distintos, guardián (o superior) del monasterio franciscano. Todo parece indicar que en 1513 fue nombrado predicador de la capilla del rey; sin duda Fernando el Católico, durante su estancia en Sevilla, de febrero a junio de 1511, conoció las prendas de gran orador que adornaban al fraile, las cuales éste confirmó en el ejercicio de su ministerio en palacio, de donde nació la candidatura para la mitra del Darién. Postulado pues por el rey Fernando, fue nombrado por el papa León x para que inaugurara la diócesis de Santa María la Antigua del Darién.

¿Qué sabemos sobre esta ciudad? La historia nos da algunos datos de esta antigua localidad colombiana, Santa María la Antigua del Darién, situada a unos 5 km del golfo de Urabá, cerca de la frontera con Panamá. Fundada por Martín Fernández de Enciso el 25 de diciembre de 1510 a sugerencia de Vasco Núñez de Balboa, recibió su nombre en homenaje a la imagen venerada en Sevilla de Santa María la Antigua, añadiéndose ‘del Darién’ para rememorar la comarca de su ubicación. Allí tuvo sede la gobernación de Pedro Arias Dávila y fue su primer obispo fray Juan de Quevedo. A partir de 1514, coincidiendo con el episcopado de fray Juan, fue notorio su adelanto: se construyeron más de 100 casas, una catedral, la iglesia de San Sebastián, el convento de San Francisco, un hospital y la Casa de Fundición. El clima inhóspito que rechazó a los colonizadores y la fundación de la ciudad de Panamá llevaron a su progresivo abandono desde 1519, pese a lo cual siguió siendo sede episcopal. En el siglo XVIII su ocaso fue casi total y en la actualidad no es más que un pequeño caserío.



Personaje importante en la aventura americana de Fray Juan de Quevedo fue el ya nombrado gobernado Pedro Arias Dávila, conocido popularmente por Pedrarias. Había nacido en Segovia, de familia noble de origen judío, y se educó en la corte del rey de Castilla Juan II. Participó en la guerra de Granada (1481-1492) y, desde 1508 hasta 1511, en las campañas del norte de África, en las que se distinguió por la defensa del castillo de Bujía. Al contar con el apoyo del obispo Juan Rodríguez de Fonseca, el rey de Aragón y regente de Castilla Fernando el Católico le nombró en 1513 gobernador y capitán general del Darién, que a partir de entonces pasó a denominarse Castilla del Oro.


Se embarcó fray Juan de Quevedo hacia el Nuevo Mundo en el puerto de Sanlúcar de Barrameda, el 11 de abril de 1514, con la expedición que venía a órdenes de Pedrarias Dávila, compuesta por 25 navíos y alrededor de 2.000 personas, entre las que se encontraban Diego de Almagro, Sebastián de Belalcázar, Bernal Díaz del Castillo, Pascual de Andagoya, Gonzalo Fernández de Oviedo, Hernando de Soto, Hernando de Luque, Francisco de Montejo, Rodrigo Enríquez de Colmenares, Martín Fernández de Enciso. Acompañaban al prelado seis religiosos franciscanos, con su comisario, llamado fray Diego de Torres, y 17 clérigos. El 29 de junio de 1514 llegó la expedición a Santa María la Antigua del Darién, donde gobernaba interinamente el descubridor del océano Pacífico Vasco Núñez de Balboa, al que Pedrarias mandó apresar y someter a juicio de residencia por la muerte de Diego de Nicuesa y los abusos cometidos con Fernández de Enciso, aunque luego lo puso en libertad.

La colonia pasó por momentos difíciles y el clima produjo efectos desastrosos en los colonizadores, que tuvieron que soportar el hambre y las enfermedades. Entre 1514 y 1515 Pedrarias envió a sus capitanes a explorar los territorios vecinos, pero la mayoría de las veces no fueron sino expediciones de saqueo en busca de oro y esclavos, que acabaron en fracaso. El propio Pedrarias exploró Comogre y Pocorosa, dirigió una campaña contra el cacique Urraca y fundó, a unos 80 km de Santa María la Antigua del Darién, la ciudad de Acla, el segundo asentamiento español en el territorio continental americano (Tierra Firme). Las guerras, los saqueos y los abusos, permitidos por el gobernador, no contribuyeron a mejorar la situación caótica en la que se encontraba la colonia. Con el fin de explorar el Pacífico (denominado mar del Sur), en 1516 Pedrarias formó una sociedad con Núñez de Balboa que, como consecuencia de la labor mediadora de fray Juan de Quevedo, ese mismo año se había casado por poderes con una hija suya. Sin embargo, entre ambos personajes pronto comenzaron a surgir fuertes desavenencias y rivalidades que culminaron con la orden de Pedrarias de ejecutar a Balboa en enero de 1519.

Inicialmente las relaciones entre el obispo y el gobernador Pedrarias fueron cordiales, pero luego comenzaron a enturbiarse, principalmente por causa del ya citado juicio de residencia que el gobernador debía hacerle a Vasco Núñez de Balboa, alcalde mayor de la ciudad, de cuyo lado, presuntamente culpable, se puso el prelado. Los sinsabores producidos por esta contienda oprimieron grandemente a Quevedo, que por otro lado veía como dichos pleitos y los innumerables desmanes del gobernados contribuían a enrarecer el clima de la ciudad y a empobrecerla, lo que venía en detrimento de los indios, como él mismo narró al Rey en un Memorial o Instrucciones que citamos al final de este artículo. Crecía entre los indios el malestar y la animadversión hacia los cristianos, lo que impedía la labor de evangelización, por lo que apenas a un año de estar en su paupérrima diócesis, fray Juan solicitó al rey su licencia para volver a España, o para que se le trasladase a la isla de Santo Domingo. A la espera del real permiso, se retiró el prelado a La Española junto con los demás franciscanos que le habían acompañado, llevándose todo el mobiliario y donaciones que en aquel tiempo habían recibido para su convento, lo cual enfadó al Rey, que les exigió devolvieran los regalos a los donantes de Santa María la Antigua.

En abril de 1519 fray Juan de Quevedo regresaba a su patria, donde habría de morir, el 24 de diciembre del mismo año. Alcanzó, sin embargo, a exponer los problemas que aquejaban la evangelización y el trato injusto a los indios, en la célebre reunión convocada y presidida por el emperador Carlos v en Molíns del Rey, en la cual también estuvo presente fray Bartolomé de las Casas, que después se mostraría tan contrario al obispo franciscano. Pese a sus puntos de vista antagónicas en este campo, donde sí coincidieron ambos religiosos fue en condenar los desmanes de los españoles en las Indias. De él conservamos unas interesantes Instrucciones dadas por Fray Juan de Quevedo, Obispo del Darién al Maestrescuela Toribio Cintado, de lo que debía informar al rey sobre lo que ocurría en Castilla del Oro (1515), de las que no podemos dejar de reproducir algún fragmento:

“Diréis a su Alteza como hallamos este pueblo bien aderezado más de doscientos bohíos hechos, la gente alegre y contenta, cada fiesta jugaban cañas y todos estaban puestos en regocijo; tenían muy bien sembrada la tierra de maíz y de yuca, puercos hartos, para comer al presente, y ordenado de descubrir la tierra porque tenía mucha disposición para ello, los Caciques de alrededor, así como Careta y Chauca enviaron sus mensajeros a reconocer al Gobernador que había venido y ofreciéronse para servirlo y trajéronle presentes de los que ellos suelen hacer, que son pescado y puerco montes y pavas vivas; podía ir un Cristiano y de cinco hasta diez y de diez hasta uno por todos estos caciques desde esta costa hasta la otra al poniente, tan seguros como si fueran quince, cada Cacique les daba de comer y los guiaba, de manera que andaban entre ellos como entre sus amigos.
Diréis que ahora el pueblo está todo perdido, todos tristes y las haciendas del campo destruidas, porque de la gran necesidad de la gente, que se caen muertos de hambre por las calles, lo destruye todo: la residencia de Vasco Núñez ha movido tantos pleitos entre ellos, que vistos los moradores del pueblo que aquí estaban y el número de los pleitos que se han movido, me ha dicho el Alcalde mayor que si se repartiesen por cabezas cabría a cada un hombre más de cuarenta pleitos, y como los derechos de acá se llevan al cinco tanto, todo ese oro que había en el pueblo se les ha ido en pagar Escribanos y Justicia.

Con ocasión de la mejoría que Su Alteza mandó hacer a los que vinieron con Nicuesa y Ojeda y Enciso se ha acabado de desolar la tierra porque quitan las casas de los unos para dar a los otros, y en esta tierra han tomado por costumbre edificar sus casas los que no tienen propios solares en solares ajenos, y es el suelo de uno y la casa del otro, y en este mejoramiento al que quiere mejorar le dan un solar (…), como en el original y hácenle que paguen la casa que es del otro, y hácese que lo que va por honra se torne tributo.
Diréis que están todos desaposentados y levantados con mucha gana de volverse a la Española o a Castilla, y justo con esto diréis como entre los indios han de andar ya como entre los moros de Granada, que por el mal trato que les han hecho donde quiera que ven los cristianos a mal recaudo los matan, lo que antes no osaban pensar”.

http://infocatolica.com/blog/historiaiglesia.php/0911130647-la-evangelizacion-de-america#more5803


+++


De hombres, hechos, notas y acontecimientos de tal época para comprender, alumbrar e ilustrar el contexto:

 


BAYFIUS, Lazarus

Lazari Bayfii annotationes in L. II de captives, et post liminio reverses. In quibus tractatur de re navali
Parisiis : Ex Officina Rob. Stephani, 1536
4 h., 203 p., 6 h. : il. ; 8º (20 cm)

Signatura ROA: 06949

COMENTARIO

Bayfius es el nombre latino de Lazare de Baif (Anjou, 1485 – París, 1547), diplomático y humanista francés que vivió entre los siglos XV y XVI. Fue conocido en su época por sus grandes conocimientos sobre la historia y la literatura de Grecia y de Roma. Trabajó como consejero del rey Francisco I y ejerció como embajador de Francia en Venecia y en Alemania. A lo largo de su vida realizó diversas traducciones de obras de Sófocles y Eurípides. Además, su dominio del latín y del griego le permitió componer diversos trabajos sobre temas relacionados con la navegación, los barcos o la vestimenta de la Antigüedad clásica.

En la Biblioteca del Real Observatorio de la Armada se conserva una primera edición de esta obra titulada De re navali , considerada por algunos autores como el más antiguo libro de construcción naval publicado en la Europa moderna. Se trata de una pequeña joya ilustrada con un gran número de xilografías, salida de la imprenta de Robert Estienne (Roberto Stephani) (1503-1559), conocido impresor francés de cuyos talleres salieron numerosas ediciones de textos clásicos inéditos.

 

+++


“Si no fuera católico, y estuviera buscando la Iglesia auténtica en el mundo hoy en día, buscaría la Iglesia que no se llevara bien con el mundo; en otras palabras, buscaría la Iglesia que el mundo odia. Mi razón para esto sería, que si Cristo está en cualquiera de las iglesias del mundo de hoy, Él debería ser odiado igual que cuando estuvo en el mundo en carne y hueso. Si uno quiere encontrar a Cristo hoy, entonces busca la Iglesia que no se lleva bien con el mundo. Busca la Iglesia a la que se acusa de estar anticuada, como Nuestro Señor fue acusado de ser un ignorante y nunca haber aprendido nada. Busca la Iglesia de la que los hombres se burlan como algo socialmente inferior, como se burlaron de Nuestro Señor por venir de Nazaret. Busca la Iglesia acusada de servir al demonio como Nuestro Señor fue acusado de estar poseído por Belcebú, el Príncipe de los Demonios. Busca la Iglesia que el mundo rechaza por reclamar que es infalible, como Pilatos rechazó a Cristo por llamarse a sí mismo la Verdad. Busca la Iglesia que se encuentra entre la confusión de opiniones opuestas, sus miembros la aman y aman a Cristo, y respetan su voz como a la voz misma de su Fundador, y la sospecha crecerá si la Iglesia es impopular con el espíritu del mundo, entonces es que no es del mundo, y si no es de este mundo, es que es de otro. Puesto que es de otro mundo, es infinitamente amada y odiada como lo fue el mismo Cristo.” (Arzobispo Fulton J. Sheen)

 

+++

 

 

BLANCHINUS - Tabularum Ioannis Blanchini Canones
Venetiis : Simon Bivilaqua, 1495 - [672] p. : il. ; 8º (21 cm)

Signatura ROA: 02369

COMENTARIO

Los pocos datos que conocemos sobre Giovanni Bianchini (Ioannis Blanchini) han sido extraídos de su propia obra, en la que consta que este astrónomo italiano del siglo XV nació en Bolonia y fue profesor en Ferrara.

La obra de Blanchini, también conocida como Tabulae celestium motuum , se inscribe en ese grupo de trabajos propios del siglo XV en los que se nos presentan tablas astronómicas y almanaques perpetuos preparados para ser utilizados tanto desde el punto de vista astronómico como desde el astrológico. El ejemplar conservado en la Biblioteca del Real Observatorio de la Armada, un incunable muy bien conservado y caracterizado por una cuidada tipografía gótica, fue publicado por el impresor veneciano Simón Bevilaqua en 1495.

 

+++

 

ESPAÑA Y LA INDEPENDENCIA DE LOS EE.UU. DE NORTE-AMERICA

Una contribución poco reconocida - Si la contribución española a la guerra de la Independencia fue tan decisiva surge una pregunta inevitable: ¿por qué es tan desconocida? Eduardo Garrigues afirma que «hay muchísimas razones». Existe una objetiva, explica, y es que España pasó de ser uno de los principales colaboradores en la guerra de la Independencia a ser el rival continental de EE UU. También hay que reconocer «a favor de los franceses y con admiración que ellos han sabido defender mucho mejor su patrimonio histórico». El contexto político de la época tuvo también mucho que ver. La ayuda española supuso un dilema para el rey Carlos III quien, como monarca, se veía tentado a que permaneciera el status quo, es decir, el dominio británico de sus colonias, pero al mismo tiempo veía en la guerra de la Independencia y el apoyo a los rebeldes una oportunidad única para vengarse de Gran Bretaña y atacar su hegemonía. Por eso la Corona española decidió facilitar recursos financieros y equipamiento militar a los norteamericanos, además del uso de puertos españoles y la navegación del río Misisipi. Todo esto antes de declarar la guerra a los ingleses en 1779. Una vez que la confrontación fue «oficial», España llegó incluso a realizar movilizaciones militares y navales a favor de los independentistas. 2007-09-28

 

+++


 

INGLESES Y FRANCESES EN EL NUEVO MUNDO

 

La colonización de Norteamérica, no se realizó según las reglas fijas, establecidas de antemano por la corona como sucedió en la América española. Ingleses y franceses empezaron a poblar Norteamérica creyéndose autorizados por la prioridad del descubrimiento, que los ingleses atribuían a Cabot, navegante por cuenta de Inglaterra, y los franceses a Verrazano, por cuenta de Francia. Pero ni unos ni otros dieron gran importancia a la cuestión de precedencia, por que había tierra para todos.

 

Los Ingleses, en un principio consideraron sus derechos a Norteamérica como cosa de poca monta. Las tierras servían como regalos, que el rey hacía con la duda de si aquellos centenares de leguas cuadradas que daba en el mapa producirían algo más que quebraderos de cabeza. La primera de estas colonias, Virginia, es de 1548 aún del tiempo de Isabel, y tuvo el carácter de una aventura de estado. A este experimento siguió el de conceder la corona tierras a compañías y magnates con el titulo de propietarios a cambio de obtener parte de los beneficios el día en que las colonias fueran remuneradoras.

La corona, por lo regular, dejaba a las compañías y propietarios entera libertad de organizarse; sólo se reservó el derecho de fiscalizar su desarrollo mediante un gobernador, de atribuciones muy imprecisas. Esto dio a las colonias inglesas gran variedad de población y de formas de gobierno.


Primeros Ingleses en América
 

En estos tiempos de colonización, Inglaterra pasaba también por una etapa de cambios difíciles: La revolución, disputas religiosas, la guerra del parlamento, la ejecución de Carlos I, la república puritana, la restauración de la monarquía, la conversión de Jacobo II al catolicismo y por fin la segunda revolución que destronó definitivamente a los Estuardo, empujaron hacia América a los descontentos o a los vencidos, tanto del campo monárquico como del republicano, tanto de la comunión católica como de las denominaciones protestantes. Virginia se pobló con "caballeros"; Maryland, por Lord Calvert, que era católico; Massachusetts, con puritanos, y Pensylvania, con cuáqueros.

 

En resumen, los establecimientos ingleses en América a mediados del siglo XVIII, al comenzar la revolución, eran trece, independientes unos de otros, todos con acceso o fachada en la costa del Atlántico y con limites esfumados hacia el interior. Para los colonos ingleses, los indios fueron siempre enemigos intratables, por eso no los utilizaron como mano de obra, ni esclavos, simplemente los exterminaron.


Por lo que respecta a los franceses, su colonización en Norteamérica fue distinta. En 1598, se estableció un primer puesto para el comercio de pieles en Tadussac, en la desembocadura del San Lorenzo. En 1603, Champlain construyó una primera "habitación" en el lugar que hoy ocupa Quebec. A ésta siguieron Trois Rivieres y Montreal, a noventa millas de distancia una de otra. Los establecimientos carecían de importancia, pero la corona confió su gobierno en seguida a un virrey que fue el príncipe de Condé; y como éste no se movió de Francia, Champlain tomó el título de lugarteniente general. Champlain que era por naturaleza un genio explorador, tuvo la impresión de que las rutas fluviales serían la causa de la prosperidad de la colonia, y remontó el San Lorenzo y el río Ottawa, que conducían a lo que llamamos hoy la región de los grandes Lagos. En 1683, La Salle, partiendo de los lagos con algunos compañeros descendió por el Mississippi en canoa hasta llegar a la desembocadura del Golfo de México. Con el viaje de La Salle, las colonias inglesas de la costa, quedaban rodeadas de territorios que formaban con el Canadá la Nueva Francia.

Richelieu y sobre todo Colbert se dieron cuenta de las posibilidades de las colonias francesas en América y no cesaron de concederles atención y subsidios.

 

Fósil de amonita multicolor. El Museo de Historia Natural de Nueva York exhibe desde hace unos días el fósil de una amonita, una especie de molusco marino que vivió hace 80 millones de años en el mar que hoy es Canadá. Hay dos características sobresalientes en el fósil: su tamaño -61 centímetros- y, como salta a la vista, su asombroso colorido. (Foto: EFE/Denis Finnin) 2007.X.


Así pues a diferencia de las, colonias inglesas, que con sus asambleas tendieron desde el primer momento a la democracia, el Canadá creció con un tipo de organización feudal, de tendencia muy aristocrática. Los segundones de casas nobles que pasaron allí recibieron lo que se llamaban "señoríos", o fajas de tierra estrechas y largas con acceso al río. Todavía hoy los distritos rurales de la provincia de Quebec son zonas estrechas paralelas que empezando en la orilla del río San Lorenzo se extienden indefinidamente por la selva virgen. En cada distrito el "manoir" o casa señorial, estaba cerca del río; las casas de los "roturiers", o arrendatarios perpetuos también tenían acceso al agua, que helada en el invierno, servía de pista para los trineos.

 

Los innumerables riachuelos secundarios y los grandes lagos, facilitaban las comunicaciones y contribuían a formar el tipo colonial de la Nueva Francia. Casi no había esfuerzo en cultivar la tierra, pues la principal riqueza provino de las pieles de animales como el castor, los cuales evitaban las tierras de cultivo. En 1679 sólo había en Canadá 7,000 cabezas de ganado vacuno, por lo que se prohibió la matanza de reses a menos que fueran estériles. Todo esto dificultaba de sobremanera la emigración, un aventurero francés que quisiera ir al Nuevo Mundo, encontraba muchas más facilidades en las colonias inglesas. Además había que ser necesariamente católico, pues los hugonotes y protestantes no eran admitidos en las colonias francesas.

Después de la colonización del continente, los Franceses y los Ingleses comenzaron a estorbarse mutuamente en el desarrollo de sus colonias, como estos países históricamente habían siempre estado en guerra, pronto los conflictos los llevaron nuevamente a las armas, pero esta vez en el territorio americano, la guerra por el predominio en América fue relativamente corta y los ingleses salieron triunfadores, de esta guerra se desembocó casi de inmediato la Independencia de Estados Unidos.

 

+++

 

LA ISLA DE LA ‘TRINIDAD’ - Existe un país en el mundo que habla en inglés, pero cuyo nombre oficial se pronuncia en español y cuya capital se llama Puerto España.

Tamaña anomalía acontece en la región en la que este tipo de deliciosas paradojas se producen de manera natural, en el Caribe.

La antigua «Barlovento»

Está claro que, puestos a viajar de verdad por el Caribe, la isla de Trinidad, apellidada por los españoles que la gobernaron de 1498 a 1797 como «del Dorado», o «de Barlovento -la parte de donde viene el viento, señala el Diccionario de la Real Academia- constituye un destino tan novedoso como sugerente, pues ha sido calificada por muchos como «una mezcla mágica».

Las cuatro esquinas de la isla, de un tamaño similar al de Mallorca, tienen nombres españoles: punta Galera y punta Galeota al oriente, al occidente Huevos, Cedros y golfo de Paria.

Además, en el mapa aparecen en español San José, San Fernando, Lago de brea, Sangre grande, Palo seco, Gasparillo o Río claro. ¿Se trata tan sólo de pasado? En absoluto.

El deseo de adquirir la lengua española y el prestigio de quienes la dominan remite a una genealogía particular, la de aquellos trinitarios que descienden de las familias españolas radicadas en la isla en los siglos XVII y XVIII, con apellidos tan sonoros como «Farfán de los Godos», «Camps Campins» o «Bonanza».

Tomada a traición

A partir de 1797, cuando la isla fue tomada por los británicos a traición, fueron relegados por plantadores esclavistas (economía de plantación con la desgracia inmensa de la esclavitud sólo hubo en Trinidad desde entonces hasta 1830), y cuando esta concluyó, para sorpresa de los británicos, la población de color huyó del campo a la ciudad, por lo cual para mantener las haciendas de azúcar y cacao importaron de la India trabajadores semi-esclavos, cuyos descendientes pueblan hoy las áreas rurales. Junto a ellos habitan quienes poseen ancestros franceses de Santo Domingo y Martinica, o venezolanos llegados también durante el siglo XIX, como los habitantes del valle del Caura, Arima o Maraval, sabios mestizos poseedores de las artes del cultivo del cacao conocidos como «Cocoa panyols», traducible como «españoles del cacao».

El aire de las ciudades, con una impecable cuadrícula, aún en ausencia de monumentos y vestigios patrimoniales evidentes de la etapa española, constituye buena prueba de ese pasado que es también el presente de un enigma, la razón escondida de una isla tan familiar y cercana que, mientras nos alejamos, parece un nuevo hogar que dejamos atrás.

 

+++

 

 

La Evangelización de América


El análisis de lo sucedido en la Jornada del Perdón y sus implicaciones para la vida de la Iglesia puede esclarecerse acudiendo a una experiencia cercana a nuestros pueblos americanos: la evangelización de América.
La dinámica misionera es esencial a la vida de la Iglesia: “Id, pues, y haced discípulos a todas las gentes bautizándolas en el nombre del Padre y del Hijo y del Espíritu Santo, y enseñándoles a guardar todo lo que yo os he mandado” (Mt. 28, 19). Sería un contrasentido que la Iglesia pudiera pedir perdón en relación a lo que es su cometido esencial y el mandato expreso del Señor: “así como yo he sido enviado por mi Padre, así también os envío yo” (Jn. 20, 21). Sin embargo, el Papa Juan Pablo II con ocasión de los 500 años del descubrimiento y evangelización de América pidió perdón y reconoció “la falta de amor de aquellas personas que no supieron ver en los indígenas hermanos e hijos de un mismo Padre Dios”
¿De qué pidió perdón el Romano Pontífice? Ciertamente no de que se hubiera implantado la Cruz en el continente americano, sino de todo aquello que en esa evangelización no se realizó según el corazón de Cristo. La predicación auténtica del Evangelio es salvación del hombre, el cual, ennoblecido y elevado por la gracia de Dios, acepta voluntariamente la verdad que se le predica y en la cual cree. La insistencia en que fueron cristianos los que cometieron abusos y participaron en atentados contra la dignidad del hombre no contradice la afirmación que acabamos de hacer: si los cristianos obraron en disconformidad con el Evangelio no lo hicieron en cuanto bautizados, sino en cuanto vivieron de manera defectuosa la fecundidad y riqueza de su Bautismo y no obraron conforme a la exigencia de la fe.
Pero al tiempo que pide perdón, Juan Pablo II reconoce en la evangelización del continente americano la actuación providente del Señor de la historia. Refiriéndose al V Centenario del descubrimiento de América señala: “lo que la Iglesia celebra en esta conmemoración no son acontecimientos históricos más o menos discutibles, sino una realidad espléndida y permanente que no se puede infravalorar: la llegada de la fe, la difusión del Mensaje evangélico en el continente americano. Y lo celebra en el sentido más profundo y teológico del término: como se celebra a Jesucristo, Señor de la historia y de los destinos de la humanidad”. ¿Podría no reconocerse como infidelidad e ingratitud el olvido de las grandes obras que el Señor realizó en el transcurso de aquella evangelización y las gestas y trabajos de los misioneros que sembraron en nuestra tierra la semilla del Evangelio? ¿Cómo no ver hoy, en los pueblos de América, una identidad cristiana que está en la raíz de la cultura que están llamados a comunicar al mundo?
“En los pueblos de América, Dios se ha escogido un nuevo pueblo...” La obra de la Evangelización se llevó a término en la medida que los bautizados, movidos por la gracia, participaban de la santidad de la Iglesia en los “nuevos caminos del mundo que Dios abría para Él”. Cuando, por el contrario, no se movían por la gracia sino por criterios y juicios mundanos, impedían y oscurecían el rostro santo e inmaculado de la Iglesia. Si la obra de la Evangelización se presenta tantas veces mezclada con los pecados de los hijos de la Iglesia y sin discernir lo que es obra de Dios y lo que es afán de poder o de dominio en los hombres, eso es así porque “contaminados con el mundo” no vivimos conforme a la “imagen santa de la Iglesia”. Al pedir perdón reconocemos ante el Señor la verdad para que purifique cada vez más la memoria del cuerpo que quiere servirle en santidad y justicia y ser testigos fieles en medio de una generación que espera ser liberada para gozar de la libertad gloriosa de los hijos de Dios.

 

+++

 

Evangelización - 1. "Ayer como hoy, Jesucristo es el mismo, y lo será siempre" (Hb 13, 8).

Estas palabras adquieren un significado muy particular en relación con la fecha del 12 de octubre de 1492. Cristóbal Colón, que había partido de España hacia Occidente para buscar una ruta nueva hacia las Indias (por tanto, hacia Asia), descubrió aquel día un nuevo continente. El descubrimiento de América comenzó desde las islas del archipiélago de las Antillas y, en particular, desde aquella isla que fue llamada entonces "Hispaniola". Precisamente en aquella isla se plantó por primera vez la cruz, signo de la redención, y desde allí empezó también la evangelización.

Con la fuerza de su cruz y de su resurrección, Cristo envió a los Apóstoles por todo el mundo: "Id, pues, y haced discípulos a todas las gentes bautizándolas en el nombre del Padre y del Hijo y del Espíritu Santo... Y he aquí que yo estoy con vosotros todos los días hasta el fin del mundo" (Mt 28 19-20). Con el descubrimiento del "nuevo mundo" ―gracias al cual el conocimiento del globo terrestre progresó ulteriormente y la vida de la humanidad se enriqueció de una nueva dimensión― , esas palabras del Redentor se transformaron en un reto para sus discípulos.

2. El 12 de octubre de 1992 el Obispo de Roma, junto con toda la Iglesia y en especial con el Episcopado americano, ha ido en peregrinación hasta esa cruz desde la que ―hace quinientos años― inició la evangelización de la nueva tierra ―primero hacia el sur, y luego hacia el norte― . Ha sido, sobre todo, una peregrinación de acción de gracias. Su camino llevaba a Santo Domingo y, al mismo tiempo, al santuario de la Virgen de la Altagracia.

La primera evangelización comenzó el día de Pentecostés, cuando los Apóstoles, reunidos en el mismo lugar en oración con la Madre de Cristo, recibieron el Espíritu Santo. Aquella que, según las palabras del arcángel, es "llena de gracia", se encuentra en el camino de la evangelización apostólica y en todos los caminos que los sucesores de los Apóstoles han recorrido para anunciar la buena nueva de la salvación.

Después de quinientos años era necesario pronunciar, junto con la Madre de Dios, las palabras de agradecimiento por las "maravillas" que el Padre, el Hijo y el Espíritu Santo han realizado en favor del pueblo del continente americano mediante el ministerio de tantos mensajeros y administradores de los misterios de Dios (cf. 1 Co 4, 1). La evangelización es obra del amor de Cristo, que actúa a través de los hombres. La evangelización de América se llevó a cabo gracias a la obra de misioneros imbuidos de amor, cuya humildad y valentía, entrega y santidad, y a menudo el ofrecimiento de su misma vida, dieron testimonio de aquel que es Camino, Verdad y Vida.

3. Mediante la peregrinación al lugar donde comenzó la evangelización, peregrinación que tuvo carácter de acción de gracias, hemos querido realizar también un acto de expiación ante la infinita santidad de Dios por todo lo que, en este impulso hacia el continente americano, ha estado marcado por el pecado, la injusticia y la violencia. A este respecto, hubo entre los misioneros quienes nos transmitieron testimonios impresionantes. Basta recordar los nombres de Montesinos, Las Casas, Córdoba, fray Juan del Valle y muchos otros más.

Después de quinientos años nos presentamos ante Cristo, el Señor de la historia de toda la humanidad, para pronunciar las palabras de la oración al Padre que él mismo nos enseñó: "Perdónanos nuestras deudas, así como nosotros hemos perdonado..." (cf. Mt 6, 12).

La plegaria del Redentor se dirige al Padre y, a la vez, a los hombres, contra quienes se han cometido muchas injusticias. No dejamos de pedir "perdón", a estos hombres. Esta petición de perdón se dirige, sobre todo, a los primeros habitantes de la nueva tierra, a los "indios", y también a quienes, como esclavos, fueron deportados allí desde Africa para realizar los trabajos más duros.

"Perdónanos nuestras deudas...": también esta plegaria forma parte de la evangelización. Es necesario agregar que las injusticias cometidas fueron la ocasión para que se realizara la primera elaboración del código de derechos humanos, tarea en que sobresalió particularmente la Universidad de Salamanca. Ese trabajo dio frutos gradualmente. En nuestra época esos derechos son aceptados comúnmente como principios de la moral universal.

"Perdónanos nuestras deudas...". Enséñanos a vencer el mal con el bien (cf. Rom 12, 21).

4. "Ayer como hoy, Jesucristo es el mismo, y lo será siempre" (Hb 13, 8). El V Centenario de la evangelización ―en cuanto celebración de acción de gracias y de expiación― representa igualmente el tiempo de un nuevo comienzo. En estrecha relación con la fecha del 12 de octubre de 1992, los obispos de toda América Latina han inaugurado la Conferencia dedicada a la nueva evangelización. Dicha Conferencia de Santo Domingo constituye una continuación de las que se celebraron en Río de Janeiro, Medellín y Puebla. Los trabajos de la IV Conferencia general durarán casi hasta fines de este mes.

Nueva evangelización no significa un "nuevo Evangelio", porque "Jesucristo es el mismo ayer, hoy y siempre". Nueva evangelización quiere decir: una respuesta adecuada a los "signos de los tiempos", a las necesidades de los hombres y de los pueblos de este último tramo del segundo milenio cristiano. Significa, además, promoción de una nueva dimensión de justicia y de paz, así como de una cultura más profundamente radicada en el Evangelio ―un hombre nuevo en Jesucristo―.

Ojalá que Santo Domingo sea como un nuevo cenáculo en el que los sucesores de los Apóstoles, reunidos en oración junto con la Madre de Cristo, preparen los caminos de la nueva evangelización para toda América. Que en el umbral del tercer milenio los pastores sepan presentar al mundo a Jesucristo, que "ayer como hoy es el mismo, y lo será siempre". S.S. Juan Pablo II – Magno. Miércoles 21 de octubre de 1992

 

+++

 

Oración a Santa Rosa de Lima, patrona de América.

-Para obtener un corazón desprendido de las vanidades del mundo-

Oh esclarecida Virgen, Rosa celestial, que con el buen
olor de vuestras virtudes habéis llenado de fragancia
a toda la Iglesia de Dios y merecido en la gloria
una corona inmarcesible; a vuestra protección
acudimos para que nos alcances de vuestro celestial
Esposo un corazón desprendido de las vanidades
del mundo y lleno de amor divino.

¡Oh flor la más hermosa y delicada que ha producido la tierra americana!, portento de la gracia y modelo de las almas que desean seguir de cerca las huellas del Divino Maestro, obtened para nosotros las bendiciones del Señor. Proteged a la Iglesia, sostened a las almas buenas y apartad del pueblo cristiano las tinieblas de los errores para que brille siempre majestuosa la luz de la Fe y para que Jesús, vida nuestra, reine en las inteligencias de todos los hombres y nos admita algún día en su eterna y dichosa mansión. Amén.

 

+++

la aurora y el ocaso del sol, momentos religiosos típicos en todos los pueblos, ya convertidos en sagrados en la tradición bíblica por la ofrenda matutina y vespertina del holocausto (cf. Ex 29, 38-39) y del incienso (cf. Ex 30, 6-8), representan para los cristianos, desde los primeros siglos, dos momentos especiales de oración.

 

La Iglesia evangeliza siempre y no ha interrumpido jamás el camino de la evangelización. Celebra cada día el misterio eucarístico, administra los sacramentos, anuncia la palabra de la vida - la palabra de Dios, se empeña por la justicia y la caridad. Y esta evangelización conlleva sus frutos: da luz y alegría, da el camino de la vida a muchas personas; muchos viven, frecuentemente sin saberlo, de la luz y del calor resplandeciente de esta evangelización permanente. No obstante, observamos un proceso progresivo de descristianización y de pérdida de los valores humanos esenciales que es preocupante. Gran parte de la humanidad de hoy en día, no encuentra en la evangelización permanente de la Iglesia el Evangelio, es decir, una respuesta que convenza a la pregunta: ¿Cómo vivir?

 

Por esto buscamos, más allá de la evangelización permanente, que nunca ha sido interrumpida y que jamás debe interrumpirse, una nueva evangelización, capaz de hacerse escuchar por aquel mundo que no encuentra acceso a la evangelización "clásica". Todos tienen necesidad del Evangelio; el Evangelio está hecho para todos y no sólo a un sector determinado de personas, por esto estamos obligados a buscar nuevas vías para llevar el Evangelio a todos.

 

+++

Las sectas - complacientes con la mentira- sólo son disfraces desleales del cristianismo’. Toda realidad que se ignora, esconde su venganza. A más engaños, más sectas.


Por eso, hablando de la evangelización, Pablo VI enseña que anunciar el Evangelio de Dios constituye la singularidad del servicio sacerdotal, ya que, en cuanto Pastores, los sacerdotes han sido escogidos para proclamar con autoridad la Palabra de Dios, para alimentar al Pueblo de Dios con la Eucaristía y con los demás signos de la acción de Cristo que son los sacramentos, para mantenerlo en esa unidad de la que lo sacerdotes son instrumentos activos y vivos, para animar sin cesar a esa comunidad reunida en torno a Cristo. (cf. Evangelii nuntiandi, 68).

4. La "Proclama de la Evangelización" hecha por Jesús va acompañada con la promesa de la presencia permanente del Señor en medio de los suyos: «He aquí que yo estoy con vosotros todos los días hasta el fin del mundo» (Mt 28,20). Éste es un elemento fundamental: Jesús está con nosotros, nos acompaña siempre en la tarea de la Evangelización, dado que Él es el «primer y supremo Evangelizador» (Juan Pablo II, Ecclesia in America, 67).

 

+++


 El fin propio de esta actividad misional es la evangelización e implantación de la Iglesia en los pueblos o grupos en que todavía no ha arraigado. De suerte que de lasemilla de la palabra de Dios crezcan las Iglesias autóctonas particulares en todo el mundo suficientemente organizadas y dotadas de energías propias y de madurez, las cuales, provistas convenientemente de su propia Jerarquía unida al pueblo fiel y de medios connaturales al plano desarrollo de la vida cristiana, aportes su cooperación al bien de toda la Iglesia.

El medio principal de esta implantación es la predicación del Evangelio de Jesucristo, para cuyo anuncio envió el Señor a sus discípulos a todo el mundo, para que los hombres regenerados se agreguen por el Bautismo a la Iglesia que como Cuerpo del Verbo Encarnado se nutre y vive de la palabra de Dios y del pan eucarístico. 

 

+++

«Duc in altum» (Lc 5,4) dijo Cristo al apóstol Pedro en el Mar de Galilea.


En el contexto de la evangelización de las culturas en el mundo actual, es necesario contar con un eje que dé sentido y armonía a la renovada proclamación del Evangelio de Jesucristo. Se trata de anunciarlo de modo que lo conozcan todas las personas. No es una moda que pasa o algo de lo que se puede prescindir; al contrario, la cohesión entre la fe y la vida necesita urgentemente el testimonio de acontecimientos eclesiales que marquen la historia de los pueblos y sean un renovado anuncio de Cristo en el mundo presente, haciendo que la fe penetre en la cultura.

 

+++


Propaganda FIDE - Es el Dicasterio (Congregación) de la Santa Sede fundado en 1622 por el Papa Gregorio XV con la doble finalidad de difundir el cristianismo en las zonas en las que aún no había llegado el anuncio cristiano y defender el patrimonio de la fe en los lugares en donde la herejía había puesto en discusión el carácter genuino de la fe.
Por lo tanto, Propaganda Fide era, en la práctica, la Congregación a la que estaba reservada la tarea de organizar toda la actividad misionera de la Iglesia. Por disposición de Juan Pablo II (para hacer más explícitas sus tareas) desde 1988 la primitiva Propaganda Fide se llama "Congregación para la Evangelización de los Pueblos".

 

+++


Europa e Iglesia - ¿Subsistirán la libertad, la igualdad, los derechos, la democracia, sin los supuestos cristianos en que descansan y a los que debe la civilización europea el ser la única liberal y universalista que ha existido?. El declive del cristianismo europeo, ¿forma parte de la crisis o decadencia intelectual, moral y política de Europa o se trata de fenómenos independientes? ¿Puede ser la crisis del cristianismo una causa principal de la descivilización europea o es la descivilización de Europa la causa del marasmo a aquel? ¿Qué influencia tiene el estatismo neutral y agnóstico y en buena medida nihilista, acosado por poderes indirectos de toda laya, en la situación del cristianismo? MMVI

 

+++

 

Europa - Las viejas ideologías se han revelado ineficaces para dar respuesta a los interrogantes más profundos del hombre. El vacío dejado por las ideologías lo ocupa una razón desencantada, que no se atreve a mirar a la verdad de frente, que se contenta con soluciones parciales a los problemas del hombre, y que en definitiva no resuelven nada. En esta encrucijada histórica, el Evangelio se presenta como la única alternativa posible capaz de crear una cultura nueva que responda a las expectativas más hondas del hombre, y por tanto, devolverle la esperanza.
La Universidad, como lugar privilegiado de creación de cultura y de forja de pensamiento, tiene una importancia estratégica para la Iglesia en esta hora. La Iglesia, que ha creado la Universidad, tiene mucho que aportar: un modelo de universidad humanista, que busque no sólo informar, sino formar; no sólo tener más, sino ser mejor; que ofrezca no sólo conocimiento, sino también sabiduría. Una universidad libre de la esclavitud de las ideologías o de la economía, capaz de abrirse al hombre concreto y al mundo.

 

+++ 

 

Evangelización para la dignidad de la persona. - En Santo Toribio descubrimos el valeroso defensor o promotor de la dignidad de la persona. Frente a intentos de recortar la acción de la Iglesia en el anuncio de su mensaje de salvación, supo defender con valentía la libertad eclesiástica.

El fue un auténtico precursor de la liberación cristiana en vuestro país. Desde su plena fidelidad al Evangelio, denunció los abusos de los sistemas injustos aplicados al indígena; no por miras políticas nί por móviles ideológicos, sino porque descubría en ellos serios obstáculos a la evangelización, por fidelidad a Cristo y por amor a los más pequeños e indefensos.

Así se hizo el solícito y generoso servidor del indígena, del negro, del marginado. E supo ser a la vez un respetuoso promotor de los valores culturales aborígenes, predicando en las lenguas nativas y haciendo publicar el primer libro en Sudamérica: el catecismo único en lengua española, quechua y aymara.

Es éste un válido ejemplo al que habéis de mirar con frecuencia, queridos hermanos, sobre todo en un momento en el que la nueva evangelización ha de prestar gran atención a la dignidad de la persona, a sus derechos y justas aspiraciones. Febrero 02 del 1985 – S.S. Juan Pablo II – Magno

 

+++

 

 

HISTORIA - Para adentrarse en la época de la gran gesta hispánica [1492-1592] y analizar la magnitud del descubrimiento, es necesario penetrarlo estudiando el contexto histórico; solo así podremos llegar a un discernimiento moderado y con el sentimiento sano del deber o de una conciencia objetiva. Con este objetivo presentamos tantos temas y acontecimientos -aparentemente- en discontinuidad.

 

Para no caer en el anacronismo, es necesario tener la humildad y la inteligencia de leer los hechos del pasado no con las categorías mentales de hoy, más, dentro el marco histórico temporal en que se efectuaron. 

 

Al igual que ocurre con cualquier otra expresión de la mente humana, quizás la objetividad plena es imposible, pero lo que se le pide a cualquier intelectual honrado es que, cuando menos, haga el esfuerzo de buscarla, tenga la valentía de acercarse serena y responsablemente al mayor grado de objetividad histórica posible.

 

¿Quién ignora, que son innumerables las personas de uno, y otro sexo, a quienes contiene, para que no suelten la rienda a sus pasiones el temor del qué dirán? Este temor ya no subsistirá en el caso de que no haya murmuradores en el mundo, que son los que dicen, los que hablan, y aun los que acechan los pecados ajenos. Luego esos innumerables de uno, y otro sexo, faltando el freno de la infamia, o descrédito a que los expone la murmuración, desenfrenadamente se darán a saciar sus criminales pasiones.

 

+++

 

SUCESOS - Es bueno valorar acontecimientos y hechos que han sucedido en el pasado, reflexionar sobre ellos, para caminar con los talentos de la historia como bastón de guía.

 

+++

 

Historia e Iglesia - Lo que tiene lejos a ciertas personas de la Iglesia institucional son, en la mayoría de las ocasiones, los defectos, las incoherencias, los errores de los líderes: inquisición, procesos, mal uso del poder y del dinero, escándalos. Todas cosas, lamentablemente, ciertas, si bien frecuentemente exageradas y contempladas fuera de todo contexto histórico. Los sacerdotes somos los primeros en darnos cuenta de nuestra miseria e incoherencia y en sufrirla.

Los ministros de la Iglesia son «elegidos entre los hombres» y están sujetos a las tentaciones y a las debilidades de todos. Jesús no intentó fundar una sociedad de perfectos. ¡El Hijo de Dios –decía el escritor escocés Bruce Marshall-- vino a este mundo y, como buen carpintero que se había hecho en la escuela de José, recogió los pedacitos de tablas más descoyuntados y nudosos que encontró y con ellos construyó una barca –la Iglesia-- que, a pesar de todo, resiste el mar desde hace dos mil años!

Hay una ventaja en los sacerdotes «revestidos de debilidad»: están más preparados para compadecer a los demás, para no sorprenderse de ningún pecado ni miseria, para ser, en resumen, misericordiosos, que es tal vez la cualidad más bella en un sacerdote. A lo mejor precisamente por esto Jesús puso al frente de los apóstoles a Simón Pedro, quien le había negado tres veces: para que aprendiera a perdonar «setenta veces siete».

+++

 

La Iglesia "...no tiene miedo a la verdad que emerge de la historia y está dispuesta a reconocer equivocaciones allí donde se han verificado, sobre todo cuando se trata del respeto debido a las personas y a las comunidades. Pero es propensa a desconfiar de los juicios generalizados de absolución o de condena respecto a las diversas épocas históricas. Confía la investigación sobre el pasado a la paciente y honesta reconstrucción científica, libre de prejuicios de tipo confesional o ideológico, tanto por lo que respecta a las atribuciones de culpa que se le hacen como respecto a los daños que ella ha padecido". Juan Pablo II, discurso del 1 de Septiembre 1999

 

+++

 

Durante la reunión que celebramos los capellanes de aeropuertos en Loreto, del 25 al 27 de abril de 1995, una asistente francesa, manifestó que la Iglesia debía de pedir perdón por la pobreza que existe en el tercer mundo. Mons. Sergio Sebastiani, entonces Secretario General del Jubileo 2000, que desarrollaba una ponencia, y que había trabajado muchos años en Mozambique, le contestó: “Usted y yo sí que debemos pedir perdón por lo que no hacemos, pero no la Iglesia. Puedo asegurarle que en Mozambique está el cuarto o el quinto mundo y hay muchísimas zonas a las que no llegan los organismos internacionales ni las ongs. Allí sólo he encontrado sacerdotes, religiosos y religiosas, que comparten la pobreza, el hambre y las enfermedades con los nativos”.

 

+++

 

 

Historia y pasado - «La dominante cultura cínica de la amnesia se mueve en la abstracción de prescindir sistemáticamente del pasado, de la realidad, de la Historia y de la tradición, lo que le confiere empero un falso carácter innovador. Es una cultura neutral en la que está ausente la imaginación creadora. Ésta se suple, justamente, con el olvido o el rechazo de la realidad y de la tradición, para que parezca nuevo todo lo que produce. Y eso explica los absurdos proyectos y programas educativos vigentes, que parten del supuesto de que toda la cultura anterior carece de valor y debe ser desechada. Trátase de una inane y pervertida reproducción de la eterna polémica entre los antiguos y los modernos en la que el Estado como tal no solía tomar parte y que, por ende, impulsaba la cultura».

 

+++

 

Si leemos más libros llegaremos a ser más libres: leer ensancha nuestro vivir, porque amplia nuestras vidas con la inteligencia y la sensibilidad de los demás.

 

+++

 

Somos libres para pensar por cuenta propia. Pero, ¿tenemos el valor de hacerlo de verdad? ¿O estamos más bien, acostumbrados a repetir lo que dicen los periódicos y revistas, la televisión, la radio, lo que leemos en internet o lo aseverado por alguna persona, más o menos interesante, con la que nos cruzamos por la calle? ¿Estamos dispuestos, en definitiva, a ser o llegar a ser “filósofos”, a entusiasmarnos con la realidad y buscar el sentido último de nuestra vida? El Papa Juan Pablo II afirma algo que parece atrevido a primera vista: «Cada hombre es, en cierto modo, filósofo y posee concepciones filosóficas con las cuales orienta su vida.» Sra. Jutta Burggraf.

 

+++

 

Una persona que rige su vida sólo por el deseo, atenta seriamente contra su forma de entender y de vivir la libertad. Es una persona que no es libre, porque no elige; simplemente se deja llevar, como las veletas, por el viento que sopla, venga de donde venga. En el mejor de los casos es víctima de una deformación de la libertad, porque no tiene ninguna restricción. Allan Bloom considera en ella varias consecuencias preocupantes: “La pérdida de todo sentido de que yo deba dar cuenta a alguien de lo que hago, o de que yo deba sentirme vinculado esencialmente hacia ese alguien. La gente joven de hoy tiene miedo a estar comprometida”. Y menos a compromisos que alcancen toda la vida, que son los que construyen personalidades fuertes y coherentes, que edifican los sillares de una biografía que realmente valga la pena ser vivida. 2005.

 

+++

 

«Ser totalmente de Dios, entregarse a él y a su servicio por amor» o «Él sabe lo que será de mí. Por eso no necesito preocuparme», ambas frases de Edith Stein, judía, convertida a la Iglesia Católica y mártir, asesinada por el nacional-socialismo-nazista.

 

+++

 

"El sufrimiento no me es desconocido. En él encuentro mi alegría, pues en la cruz se encuentra Jesús y Él es amor. Y ¿qué importa sufrir cuando se ama?" . (Teresa de Los Andes, carta 14)

 

+++

 

«La fe y la razón son como las dos alas con las cuales el espíritu humano se eleva hacia la contemplación de la verdad». (VIS, 8.I.2004)) S.S. Juan Pablo II.

 

+++

 

Historia - «Una investigación histórica, libre de prejuicios y vinculada únicamente con la documentación científica es insustituible para derrumbar las barreras entre los pueblos» (S. S. Juan Pablo II – P.P.)

 

+++

 

María Santísima, Madre de nuestra América,
por la predicación del Evangelio
nuestros pueblos conocen que son hermanos
y que Tú eres la Inmaculada y llena de gracia.

Con certeza filial sabemos
que en tu oído está el anuncio del ángel,
en tus labios, el cántico de alabanza,
en tus brazos, Dios hecho Niño,
en tu corazón, la cruz del Gólgota,
en tu frente, la luz y fuego del Espíritu Santo,
y bajo tus pies, la serpiente derrotada.

Madre nuestra Santísima,
en esta hora de Nueva Evangelización,
ruega por nosotros al Redentor del hombre;
que Él nos rescate del pecado
y de cuanto nos esclaviza;
que nos una con el vínculo de la fidelidad
a la Iglesia y a los Pastores que la guían.

Muestra tu amor de Madre a los pobres,
a los que sufren y a cuantos buscan el reino de tu Hijo.
Alienta nuestros esfuerzos por construir
el continente de la esperanza solidaria,
en la verdad, la justicia y el amor.

Agradecemos profundamente el don de la fe
y glorificamos contigo al Padre de las misericordias,
por tu Hijo Jesús, en el Espíritu Santo.

Amén.

JOANNES PAULUS PP. II – 12.octubre 1984.

Santo Domingo.

 

+++

 

 

«Pedro expresó en primer lugar, en nombre de los apóstoles, la profesión de fe: "Tú eres el Cristo, el Hijo de Dios vivo". Esta es la tarea de todos los sucesores de Pedro: ser la guía en la profesión de fe en Cristo, el Hijo del Dios vivo».

S. S. Benedicto XVI reconoció que «esta potestad de enseñanza da miedo a muchos hombres dentro y fuera de la Iglesia. Se preguntan si no es una amenaza a la libertad de conciencia, si no es una presunción que se opone a la libertad de pensamiento. No es así», aseguró Su Santidad.

«El poder conferido por Cristo a Pedro y a sus sucesores es, en sentido absoluto, un mandato a servir --señaló--. La potestad de enseñar, en la Iglesia, comporta un compromiso al servicio de la obediencia a la fe. El Papa no es un soberano absoluto, cuyo pensamiento y voluntad son ley. Por el contrario, el ministerio del Papa es garantía de la obediencia a Cristo y a su Palabra».

«Él no debe proclamar sus propias ideas, sino vincularse constantemente y vincular a la Iglesia a la obediencia a la Palabra de Dios, ante los intentos de adaptarse y aguarse, así como ante todo oportunismo».

Según el Papa, esta fue la misión de Juan Pablo II, «cuando ante todos los intentos, aparentemente benévolos, ante las erradas interpretaciones de la libertad, subrayó de manera inequívoca la inviolabilidad del ser humano, la inviolabilidad de la vida humana desde su concepción hasta la muerte natural».

«La libertad de matar no es una verdadera libertad, sino una tiranía que reduce el ser humano a la esclavitud», aclaró S. S. Benedicto XVI


«El Papa es consciente de estar, en sus grandes decisiones, ligado a la gran comunidad de la fe de todos los tiempos, a las interpretaciones vinculantes desarrolladas a través del camino de peregrinación de la Iglesia» 2005.05 Vat.

 

+++

 

Gracias a la Iglesia Católica, antes del 1300, había fundadas en Europa cuarenta y cuatro Universidades, en las que se forja un individuo especial dotado de cierta uniformidad: homo Scholastic’s.

 

+++

 

 “La Iglesia Católica, la Santa Iglesia de los pecadores. La magnifica obra de la mano del Señor, en su misericordioso trabajo por transformar a los pecadores en santos.” (Dr. Sánchez Rojas Prof. de Teología.)

 

Cuando uno va a un museo y contempla una obra maestra, admira la obra pero más admira al autor. Amo a la Iglesia como la obra magnifica que es, pero más amo al Artista… Dios mismo. Glorifiquemos al Señor con nuestras vidas.

 

+++

 

Cómo se entregó al servicio de los leprosos
 

17. "Después, el santo enamorado de la perfecta humildad se fue a donde los leprosos; vivía con ellos y servía a todos por Dios con extremada delicadeza: lavaba sus cuerpos infectos y curaba sus úlceras purulentas, según él mismo lo refiere en el testamento: ´Como estaba en pecado, me parecía muy amargo ver leprosos; pero el Señor me condujo en medio de ellos y practiqué con ellos la misericordia´. En efecto, tan repugnante le había sido la visión de los leprosos, como él decía, que en sus años de vanidades, al divisar de lejos, a unas dos millas, sus casas, se tapaba la nariz con las manos.

Mas una vez que, por gracia y virtud del Altísimo, comenzó a tener santos y provechosos pensamientos, mientras aún permanecía en el siglo, se topó cierto día con un leproso, y, superándose a sí mismo, se llegó a él y le dio un beso. Desde este momento comenzó a tenerse más y más en menos, hasta que, por la misericordia del Redentor, consiguió la total Victoria sobre sí mismo.

También favorecía, aun viviendo en el siglo y siguiendo sus máximas, a otros necesitados, alargándoles, a los que nada tenían, su mano gene Rosa, y a los afligidos, el afecto de su corazón. Pero en cierta ocasión le sucedió, contra su modo habitual de ser - porque era en extremo cortés -, que despidió de malas formas a un pobre que le pedía limosna; en seguida, arrepentido, comenzó a recriminarse dentro de sí, diciendo que negar lo que se pide a quien pide en nombre de tan gran Rey, es digno de todo vituperio y de todo deshonor. Entonces tomó la determinación de no negar, en cuanto pudiese, nada a nadie que le pidiese en nombre de Dios. Lo cumplió con toda diligencia, hasta el punto de llegar a darse él mismo todo en cualquier forma, poniendo en práctica, antes de predicarlo, el consejo evangélico que dice: A quien te pida, dale, y a quien te pida un préstamo, no le des la espanda."
 

TOMÁS DE CELANO, Vida primera, nn. 348-349

 

+++

 

La Iglesia, desde el inicio, es católica,

esta es su esencia más profunda, dice Pablo. 

 

El nuevo pueblo de Dios, la Iglesia, es un pueblo que proviene de todos los pueblos. La Iglesia, desde el inicio, es católica, esta es su esencia más profunda. San Pablo explica y destaca esto en la segunda lectura, cuando dice:  "Porque en un solo Espíritu hemos sido todos bautizados, para no formar más que un cuerpo, judíos y griegos, esclavos y libres. Y todos hemos bebido de un solo Espíritu" (1 Co 12, 13). La Iglesia debe llegar a ser siempre nuevamente lo que ya es: debe abrir las fronteras entre los pueblos y derribar las barreras entre las clases y las razas. En ella no puede haber ni olvidados ni despreciados. En la Iglesia hay sólo hermanos y hermanas de Jesucristo libres. S. S. Benedicto XVI – P.P. 2005

 

+++

 

 

“Cuando contemplo el cielo, obra de tus manos, 
la luna y las estrellas que has creado, 
¿qué es el hombre para que te acuerdes de él, 
el ser humano, para darle poder? 
Lo hiciste poco inferior a los ángeles, 
lo coronaste de gloria y dignidad”(Ps. 8).   

 

+++

 

La naturaleza canta las glorias del Creador y el hombre sepa gozar en armonía con todo lo creado.

 

¡Hoy la tierra y los cielos me sonríen
hoy llega hasta el fondo de mi alma el sol
hoy la he visto... la he visto y me ha mirado
Hoy creo en Dios!

 

¡Que tu conducta nunca sea motivo de injustificada inquietud a la creación, en la que tu eres el rey!

 

El ecologismo espiritual nos enseña a ir más allá de la pura «protección» y del «respeto» de la creación; nos enseña a unirnos a la creación en la proclamación de la gloria de Dios.

 

«La belleza podrá cambiar el mundo si los hombres consiguen gozar de su gratuidad» Susana Tamaro – católica, escritora - 2004.12.

 

¡Oh galaxias de los cielos inmensos, alabad a mi Dios porque es omnipotente y bueno! ¡Oh átomos, protones, electrones! ¡Oh canto de los pájaros, rumor de las hojas, silbar del viento, cantad, a través de las manos del hombre y como plegaria, el himno que llega hasta Dios!»


 

 

Gracias por venir a visitarnos

 

Recomendamos vivamente: Al caer de la tarde - es un ramillete de reflexiones al hilo de la liturgia de Adviento, que escribe Cristina González Alba para la colección Hablar con Jesús, de la editorial Desclée De Brower. El hilo conductor es despertar y empezar a caminar, con la mirada puesta en Jesús de Nazaret.

-.-

Recomendamos vivamente: MI QUERIDA IGLESIA SANTA Y PECADORA - Decía José Luis Martín Descalzo que «nuestros pecados manchan tan poco la Iglesia como las manchas al sol». En este espíritu ha escrito Mariano Purroy Mi querida Iglesia, santa y pecadora (Edibesa), una mirada positiva y realista sobre los pecados de los cristianos y el perdón de Cristo.

 

‘LEYENDAS NEGRAS DE LA IGLESIA’. Autor Vittorio MESSORI – Editorial “PLANETA-TESTIMONIO” 10ª EDICIÓN – Óptimo libro para defenderse del cúmulo de opiniones arbitrarias, deformaciones sustanciales y auténticas mentiras que gravitan sobre todo en lo que concierne a la Iglesia.

In Obsequio Jesu Christi.

 

Las ilustraciones que adornan un expuesto, no son obligatoriamente alusivas al texto. Estando ya públicas en la red virtual, las miramos con todo respeto y sin menoscabo debido al ‘honor y buena reputación de las personas’. De allí, hayamos acatado el derecho a la intimidad, al honor, a la propia imagen y a la protección de datos. Tomadas de Internet, las estampas, grabados o dibujos que adornan o documentan este sitio web ‘CDV’, no corresponden ‘necesaria e ineludiblemente’ al tema presentado; sino que tienen por finalidad –a través del arte- hacer agradable la presentación. Tributamos homenaje de sumisión y respeto a todas las personas, particularmente cuyas imágenes aparecen publicadas, gracias.-

Si de manera involuntaria se ha incluido algún material protegido por derechos de autor, rogamos que se pongan en contacto con nosotros a la dirección electrónica, indicándonos el lugar exacto- categoría y URL- para subsanar cuanto antes tal error. Gracias. ‘CDV’.-

"En caso de hallar un enlace o sub-enlace en desacuerdo con las enseñanzas de la Iglesia Católica, notifíquenos por e-mail, suministrándonos categoría y URL, para eliminarlo. Queremos proveer sólo sitios fieles al Magisterio". Gracias.-

“Conocereisdeverdad.org = CDV” no necesariamente se identifica con todas las opiniones y matices vertidos por autores y colaboradores en los artículos publicados; sin embargo, estima que son dignos de consideración en su conjunto. ‘CDV’ Gracias.-

CDV” intenta presentar la fe cristiana para la gente más sencilla (catequistas, etc.), en especial para los estratos aparentemente más bajos. ¿La razón? Simple: «Son ellos quienes más necesitan conocer la alegría de Cristo».-

Debido a la existencia de páginas excelentes sobre apologética y formación,  lo que se pretende desde ‘CDV’ es contribuir muy modestamente y sumarse a los que ya se interesan por el Evangelio de Cristo de manera mucho más eficaz. ‘CDV’ Gracias.-

 

In Obsequio Jesu Christi.

Imprimir   |   ^ Arriba

'JESUCRISTO PADECIÓ BAJO EL PODER DE PONCIO PILATO,
FUE CRUCIFICADO, MUERTO Y SEPULTADO'
Evangelio según San Lucas, Cap.3, vers.1º: El año decimoquinto del reinado del emperador Tiberio, cuando Poncio Pilato gobernaba la Judea, siendo Herodes tetrarca de Galilea, su hermano Felipe tetrarca de Iturea y Traconítide, y Lisanias tetrarca de Abilene…

Crucifixión de San Pedro: fue crucificado al revés cabeza abajo - Pergamino con San Pedro en cruz invertida, de Maguncia- Alemania; entre el 900 y el 1000ca. - Museo Diocesano de la Catedral Maguncia (Mainz) Alemania - Pedro en su cruz, invertida. ¿Qué significa todo esto? Es lo que Jesús había predicho a este Apóstol suyo: "Cuando seas viejo, otro te llevará a donde tú no quieras"; y el Señor había añadido: "Sígueme" (Jn 21, 18-19). Precisamente ahora se realiza el culmen del seguimiento: el discípulo no es más que el Maestro, y ahora experimenta toda la amargura de la cruz, de las consecuencias del pecado que separa de Dios, toda la absurdidad de la violencia y de la mentira. No se puede huir del radicalismo del interrogante planteado por la cruz: la cruz de Cristo, Cabeza de la Iglesia, y la cruz de Pedro, su Vicario en la tierra. Dos actos de un único drama: el drama del misterio pascual: cruz y resurrección, muerte y vida, pecado y gracia.

La maternidad divina de María – Catecismo de la Iglesia
495 Llamada en los Evangelios 'la Madre de Jesús'(Jn 2, 1; 19, 25; cf. Mt 13, 55, etc.), María es aclamada bajo el impulso del Espíritu como 'la madre de mi Señor' desde antes del nacimiento de su hijo (cf Lc 1, 43). En efecto, aquél que ella concibió como hombre, por obra del Espíritu Santo, y que se ha hecho verdaderamente su Hijo según la carne, no es otro que el Hijo eterno del Padre, la segunda persona de la Santísima Trinidad. La Iglesia confiesa que María es verdaderamente Madre de Dios [Theotokos] (cf. Concilio de Éfeso, año 649: DS, 251).
La virginidad de María
496 Desde las primeras formulaciones de la fe (cf. DS 10-64), la Iglesia ha confesado que Jesús fue concebido en el seno de la Virgen María únicamente por el poder del Espíritu Santo, afirmando también el aspecto corporal de este suceso: Jesús fue concebido absque semine ex Spiritu Sancto (Concilio de Letrán, año 649; DS, 503), esto es, sin semilla de varón, por obra del Espíritu Santo. Los Padres ven en la concepción virginal el signo de que es verdaderamente el Hijo de Dios el que ha venido en una humanidad como la nuestra:
Así, san Ignacio de Antioquía (comienzos del siglo II): «Estáis firmemente convencidos acerca de que nuestro Señor es verdaderamente de la raza de David según la carne (cf. Rm 1, 3), Hijo de Dios según la voluntad y el poder de Dios (cf. Jn 1, 13), nacido verdaderamente de una virgen [...] Fue verdaderamente clavado por nosotros en su carne bajo Poncio Pilato [...] padeció verdaderamente, como también resucitó verdaderamente» (Epistula ad Smyrnaeos, 1-2).

El acontecimiento histórico y transcendente – Catecismo de la Iglesia
639 El misterio de la resurrección de Cristo es un acontecimiento real que tuvo manifestaciones históricamente comprobadas como lo atestigua el Nuevo Testamento. Ya san Pablo, hacia el año 56, puede escribir a los Corintios: "Porque os transmití, en primer lugar, lo que a mi vez recibí: que Cristo murió por nuestros pecados, según las Escrituras; que fue sepultado y que resucitó al tercer día, según las Escrituras; que se apareció a Cefas y luego a los Doce: "(1 Co 15, 3-4). El apóstol habla aquí de la tradición viva de la Resurrección que recibió después de su conversión a las puertas de Damasco (cf. Hch 9, 3-18).
El sepulcro vacío

640 "¿Por qué buscar entre los muertos al que vive? No está aquí, ha resucitado" (Lc 24, 5-6). En el marco de los acontecimientos de Pascua, el primer elemento que se encuentra es el sepulcro vacío. No es en sí una prueba directa. La ausencia del cuerpo de Cristo en el sepulcro podría explicarse de otro modo (cf. Jn 20,13; Mt 28, 11-15). A pesar de eso, el sepulcro vacío ha constituido para todos un signo esencial. Su descubrimiento por los discípulos fue el primer paso para el reconocimiento del hecho de la Resurrección. Es el caso, en primer lugar, de las santas mujeres (cf. Lc 24, 3. 22- 23), después de Pedro (cf. Lc 24, 12). "El discípulo que Jesús amaba" (Jn 20, 2) afirma que, al entrar en el sepulcro vacío y al descubrir "las vendas en el suelo"(Jn 20, 6) "vio y creyó" (Jn 20, 8). Eso supone que constató en el estado del sepulcro vacío (cf. Jn 20, 5-7) que la ausencia del cuerpo de Jesús no había podido ser obra humana y que Jesús no había vuelto simplemente a una vida terrenal como había sido el caso de Lázaro (cf. Jn 11, 44).