Friday 26 May 2017 | Actualizada : 2017-03-29
 
Inicio > Leyendas Negras > Médicis - 1º Francesco I; Sacnho de Castilla no murió envenenado;

De aquella época: Sixto V (24 de abril 1585 – 1590) Félix Peretti nació en Montalto el 13 de diciembre de 1520. Los orígenes humildes de su familia, pequeños arrendatarios de las cercanías de Ancona, hizo nacer la leyenda (o tal vez fue probable) de que sus años de adolescencia transcurrieron guardando cerdos, a fin de resaltar su brillante carrera eclesiástica. Ingresó en los franciscanos y tomó el hábito el año 1534. Durante casi 20 años de su vida transcurrió enseñando teología en los conventos de su orden y predicando, pero el encuentro que tuvo en 1552 con Miguel GHISLIERI, el futuro san Pío V, cambió el rumbo de su vida. A la muerte de Gregorio XIII (10 de abril 1585), el cónclave eligió Papa el cardenal Peretti el 24 de abril de 1585, gracias al apoyo de España y a pesar de la resistencia de algunos miembros del sacro colegio y, sobre todo, de la oposición de la nobleza romana. Tomó el nombre de Sixto V en recuerdo de Sixto IV, miembro también de la familia franciscana. Sixto V, que reunía el severo sentido eclesial de San Pío V y la habilidad de estadista de Paulo III, reforzó el poder de las congregaciones en la Iglesia y la Congregación de la Inquisición se convirtió en el modelo para la reforma de la curia romana.

 

+++

El último misterio Médici: Francisco I -

No murió de «malaria perniciosa»,  fue envenenado

 

Una imagen del mausoleo que Miguel Ángel dedicó a la familia.

Un análisis de sus restos descarta que el Gran Duque y su mujer murieran de malaria.

Por Cristina Cabreja.

 

Roma- La todopoderosa familia Médici sigue siendo noticias siglos después de que desapareciera. Y no será la última vez, pues prosigue el «proyecto Médici», que pretende exhumar los restos de 49 miembros de la dinastía para desvelar los misterios de la saga que dominó el Renacimiento italiano. El último nombre en saltar a la actualidad ha sido el de Francesco I, ya que para un grupo de profesores y forenses italianos de las Universidades de Florencia (centro) y Pavía (norte) el Gran Duque y la que fue su segunda mujer, Blanca Cappello, fueron asesinados, informa Efe.
   En un informe científico publicado esta semana y que se convertirá en un libro que saldrá a la venta en Italia a finales de enero, los expertos demuestran que en los restos encontrados de Francesco I y Blanca Cappello hay una alta presencia de arsénico. La tarde del 8 de octubre de 1587, después de un día de caza, Francesco I, de 46 años, caía enfermo con fuertes dolores abdominales. Poco después, su esposa Blanca, acusaba los mismos síntomas.
   El sospechoso
   La muerte del heredero de
la familia Médici tras once días de agonía y de Blanca sólo once horas más tarde se convirtió en todo un misterio histórico. Las principales sospechas* han recaído siempre en el hermano pequeño de Francesco, el cardenal Fernando I (1549-1609), que con su muerte heredó la corona ducal (1587), abandonó el capelo cardenalicio y contrajo matrimonio con Cristina de Lorena. El mismo Fernando I fue el encargado, para acallar entonces los rumores que le acusaban, de ordenar la autopsia de su hermano y de publicar los resultados, que concluyeron que los cónyuges murieron de «malaria perniciosa». Los nuevos exámenes de los cadáveres han sido realizados por los toxicólogos forenses Francesco Mari, Elisabetta Bertoli y Aldo Polettini y la historiadora de medicina Donatella Lippi, quienes desde hace dos años se encargan de analizar los restos de la familia Médici. La investigación comenzó a dar sorpresas cuando, siguiendo algunos documentos del siglo XIX sobre los Médici, se descubrió, en mayo de 2005, en la Iglesia de Santa María de Bonistallo un relicario con fragmentos de algunas vísceras pertenecientes a un hombre y una mujer. El examen de ADN confirmó que las reliquias contenían restos de hígado de Francesco I. Los fragmentos fueron comparados con los restos del heredero de los Médici enterrados en las Capillas Mediceas. Hasta el momento no se ha encontrado el cuerpo de Blanca Cappello, pues Fernando I no consintió enterrarla en el panteón familiar.
   El análisis toxicológico de las vísceras ha revelado una presencia de arsénico capaz de producir los síntomas que sufrieron el matrimonio Médici y su muerte repentina. 2007-01-
02-L.R.ESP.

 

1536 - Faenza-Italia

 

* [Sospechas que, como la ´malaria perniciosa´ finalmente no resultó ser la causa de la muerte de Francisco I; sospechas hasta que no se tengan las pruebas].

 

+++

 

Un estudio de la momia de Sancho de Castilla

revela que no murió envenenado

 

 

MERCEDES VEGA

TOLEDO. ¿Podría haber cambiado el curso de la historia si Sancho de Castilla no hubiera muerto envenenado en la infancia? Es posible, pero un minucioso estudio morfológico, anatomopatológico y toxicológico realizado por un equipo multidisciplinar a la momia de el infante Sancho de Castilla y en el que se han utilizado las últimas tecnologías, concluye que la causa de su muerte no fue el envenenamiento como se sospechaba, sino un proceso infeccioso agudo pulmonar. La microscopía electrónica de barrido no ha detectado presencia de tóxicos como arsénico, cianuro o mercurio, muy utilizados en la Edad Media, y los investigadores ven improbable que el joven infante muriera, con unos siete años de edad, envenenado.

Esta hipótesis se ha mantenido durante siglos, pues su padre, el rey Pedro I de Castilla, fue asesinado por su hermanastro Enrique de Trastámara, que pasó a ocupar su trono. Cuando muere Pedro I, el infante, de un año de edad, es trasladado a la fortaleza de Toro (Zamora) junto a su hermano Diego, donde murió en 1370. De ahí viene la suposición del envenamiento, aunque el infante Sancho no era el primogénito de Pedro I, que tuvo varios hijos con tres mujeres y otros tantos sin reconocer.

Los resultados de la investigación se presentaron ayer en el convento de Santo Domingo el Real de Toledo, donde han permanecido los restos del infante desde 30 ó 40 años después de su muerte.

«Desde luego, si hubiera reinado Sancho de Castilla, no lo hubiera hecho Isabel la Católica», dijo el antropólogo físico de la Universidad de Granada, Miguel Botella, quien indicó que el estudio de la momia sirve de excusa para conocer las condiciones de nutrición o de la sociedad de la época. «Ésta es la realidad, y la momia nos aportará datos objetivos», aseguró.

Para poder contestar a las sospechas de envenenamiento y otras muchas dudas sobre la muerte del infante se organizó un equipo de investigadores coordinado por el doctor Miguel Botella y en el que han intervenido especialistas del Hospital Clínico de Barcelona, de las universidades de Granada y Alcalá de Henares, de la Comisaría General de la Policía Científica de Madrid y del Servicio de Salud de Castilla-La Mancha.

En el Hospital Virgen de la Salud de Toledo, se llevó a cabo la primera fase del estudio, con la realización de una tomografía computerizada, que no reveló ningún traumatismo como causa de la muerte del niño.

Para completar el análisis y obtener el mayor número de datos posibles sobre «Principito» o «Sanchito», como llaman de forma cariñosa las hermanas dominicas del convento toledano al infante, se empleó un escáner en 3D de superficie de alta precisión.

Uno más

La priora del convento de Santo Domingo el Real, sor María Teresa Fernández, confesó ayer la revolución que ha causado en la comunidad el estudio de la momia de «Sanchito», y que ella ya la había visto por los años 70. «Es uno más de la comunidad, le tenemos preparado un traje de monaguillo para ponerle de limpio», apuntó enormemente satisfecha.

Pero fue en noviembre de 2005, al realizarse obras en el retablo de las Manos Atadas, cuando se sacaron de nuevo los restos y la archivera, sor María Jesús Galán, propuso al delegado provincial de Cultura, que se investigara la momia. Para ello, la Consejería de Cultura de Castilla-La Mancha ha aportado 7.000 euros.

‘ABC’ 22.XII.2006-ESP.

 

+++

 

¿Cómo puede la Iglesia ser luz para el mundo en el campo de la moral, después de haber padecido tantos casos de error moral en su seno?


El que haya pecado en los hombres que formamos la Iglesia no quita para nada el testimonio de los mártires. Sólo en el siglo XX hemos tenido 36 millones de mártires. Son los que expresan el grado más alto de la humanidad y la verdad del hombre, que es sencillamente decir que Dios es el que llena el corazón del hombre. Más allá de los escándalos, está ese testimonio martirial, hombres y mujeres que viven desde Jesucristo el amor de Dios. 2003-12-14 MURCIA. ESP. Alfa y Omega nº280

 

+++

 

"Mirad. Noche y día mi alabanza es incienso que sube hacia el cielo. Silencio y desierto rodean mi vida, trabajo y plegaria la llenan...Donde mi espíritu reposa lleno de renovada alegría. Mirad, no tengo ni esposa ni hijos, muros encierran mi celda; mas abre en mí la puerta del Paraíso. No doy testimonio con palabras, pero mis voces aturden al mundo. Dialogar no es mi ocupación: Dios me encadena a su silencio. Para nada más sirves ya, en la Cartuja hoy, si Él te da la vocación".

Un monje

 

+++

 

No prevalecerán – lo anunció Jesucristo -  Ningún poder, terreno o espiritual, podrá apagar la luz de la palabra de Dios ni destruir la Iglesia de los mártires y de los santos. «Yo estaré con vosotros hasta el fin del mundo». Sagrada Escritura.

 

+++

 

La era de la Iglesia empezó con la « venida », es decir, con la bajada del Espíritu Santo sobre los apóstoles reunidos en el Cenáculo de Jerusalén junto con María, la Madre del Señor. Recuerda, pues, que has recibido el signo espiritual, el Espíritu de sabiduría e inteligencia, el Espíritu de consejo y de fortaleza, el Espíritu de conocimiento y de piedad, el Espíritu de temor santo, y guarda lo que has recibido. Dios Padre te ha marcado con su signo, Cristo Señor te ha confirmado y ha puesto en tu corazón la prenda del Espíritu (S. Ambrosio, Myst. 7,42).

 

+++

 

Dejémonos de vacíos y engañosos cantos a la solidaridad con feministas, ecologistas… Que las personas tenemos sexo afortunadamente y el género pertenece a las cosas. Vivamos en caridad y bondad para ayudar a la fémina; seamos respetuosos de una ecología que pueda cantar armoniosa –junto a nos-, a toda la obra del Creador. Y no habremos elevado la mentira a la complicidad del momento.

 

+++

 

En la taciturna cotidianidad se descubre la fascinante trascendencia del ser humano, que, ayudado por el Espíritu, es capaz de encontrar la grandeza milagrosa en los pequeños detalles. El camino para coronar una cumbre se cubre con pasos cortos y largos, y todos son necesarios para alcanzar la meta. Todos podemos hacer algo como cristianos en la vida pública: desde el padre de familia que concilia trabajo y vida familiar, hasta los responsables de grandes organizaciones que movilizan a cientos de personas en pos de los valores de la doctrina social de la Iglesia. Y todos, sin excepción, estamos llamados a la oración.

 

+++

 

«Iglesia católica» Hacia los años 90 e inicios del 100 (siglo II) el nombre de católicos (la expresión «Iglesia católica» aparece por vez primera en Ignacio de Antioquía) está difundido por todas partes para designar a los miembros de la Iglesia «grande» y diferenciarlos de las comunidades menores de los herejes.

Κα8ολικος [kazolikós (pronunciando th como en inglés, o como la z española), que significa universal].

En los tres primeros siglos de la Iglesia, los cristianos decían "cristiano es mi nombre, católico mi sobrenombre". Y así se usó el término "Católica", para distinguirse de quienes se hacían llamar cristianos, pero habían caído en herejías.

«Katholikós, en griego clásico, era empleado por los filósofos para indicar una proposición universal: ahora es para indicar donde se realiza esa humanísima unidad, ‘el Evangelio’ predicado por la Iglesia desde hace 2000 años, generadora de esa mirada que abraza al mundo: el amor de Cristo siempre Katholikós.

 

+++

 

Es Justo y necesario, es nuestro deber y salvación darte gracias siempre y en todo lugar, Señor Padre santo, Dios todopoderoso y eterno.

 

"Obras todas del Señor, bendecid al Señor".-

"Todo el mundo es delante de ti como un grano de arena en la balanza y como una gota de rocío de la mañana que cae sobre la tierra. Pero tienes piedad de todos, porque todo lo puedes, y disimulas los pecados de los hombres para traerlos a penitencia. Pues Tú amas todo cuanto existe y nada aborreces de lo que has hecho, que no por odio hiciste cosa alguna. ¿Y cómo podría subsistir nada si tú no quisieras, o cómo podría conservarse sin ti? Pero a todos perdonas, porque son tuyos, Señor, amador de las almas. Porque en todas las cosas está tu espíritu incorruptible. Y por eso corriges con blandura a los que caen, y a los que pecan los amonestas, despertando la memoria de su pecado, para que, libres de su maldad, crean, Señor, en ti" (Sab 11 23-12, 2).

 

 

 

Muchas gracias por distinguirnos con vuestra visita.

 

La Iglesia testimonia el Evangelio por los caminos del mundo, ¡por eso es católica!; desde que Cristo la fundara, hace dos milenios. ¡Y nadie puede contra ella!

El que a vosotros escucha, a mí me escucha” (Lc 16,10).

Si la presencia de Cristo es la que hace sentirse de veras en casa, es precisamente porque impulsa la libertad del cristiano más allá de los muros de la casa, pues es consciente de que el horizonte de su casa es el mundo.

¡Una Santa Católica Apostólica Visible Infalible e Indefectible! fundó Jesucristo a su Iglesia.

 

Compendio del Catecismo de la Iglesia católica: ¿por qué no lo sabemos? La fe de los sencillos - Una síntesis fiel y segura del Catecismo de la Iglesia católica. Contiene, de modo conciso, todos los elementos esenciales y fundamentales de la fe de la Iglesia. 2005. ¡No falte en el bolsillo de cada cristiano para aprenderlo!

Creer, celebrar, vivir y orar, esta y no más es la fe cristiana desde hace 2000 años, enseñada por la Iglesia Católica sin error porque Cristo la ilumina y sólo Él la guía.

 

Siete libros sin imposturas ni ocultamientos:

España Frente al Islam - De Mahoma a Ben Laden -Dr.hist.César VIDAL-Ediciones

‘La esfera de los libros’.

Roma dulce hogar. De protestantes, nuestro camino al catolicismo. Ed. Rialp

Leyendas negras de la Iglesia. Vittorio Messori. Ed. Planeta+ Testimonio.

Nueve siglos de cruzadas. Luis María Sandoval. Ed. Criterio-Libros.

Por qué no soy musulmán. Ibn Warraq. Ediciones del bronce.

‘Islam para adultos’ Autor: Antonio López Campillo. Prólogo del doctor César VIDAL -Editorial ‘Adhara publicaciones’ 2005.

-.-

‘MANUEL II: DIÁLOGO CON UN MUSULMÁN’. Áltera (Barcelona-España), 2006;

154 páginas. Prólogo de JON JUARISTI.

El Papa y el islam

Por Gorka Echevarría Zubeldia

[un libro que recomendamos vivamente]

+

Imprimir   |   ^ Arriba

'JESUCRISTO PADECIÓ BAJO EL PODER DE PONCIO PILATO,
FUE CRUCIFICADO, MUERTO Y SEPULTADO'
Evangelio según San Lucas, Cap.3, vers.1º: El año decimoquinto del reinado del emperador Tiberio, cuando Poncio Pilato gobernaba la Judea, siendo Herodes tetrarca de Galilea, su hermano Felipe tetrarca de Iturea y Traconítide, y Lisanias tetrarca de Abilene…

Crucifixión de San Pedro: fue crucificado al revés cabeza abajo - Pergamino con San Pedro en cruz invertida, de Maguncia- Alemania; entre el 900 y el 1000ca. - Museo Diocesano de la Catedral Maguncia (Mainz) Alemania - Pedro en su cruz, invertida. ¿Qué significa todo esto? Es lo que Jesús había predicho a este Apóstol suyo: "Cuando seas viejo, otro te llevará a donde tú no quieras"; y el Señor había añadido: "Sígueme" (Jn 21, 18-19). Precisamente ahora se realiza el culmen del seguimiento: el discípulo no es más que el Maestro, y ahora experimenta toda la amargura de la cruz, de las consecuencias del pecado que separa de Dios, toda la absurdidad de la violencia y de la mentira. No se puede huir del radicalismo del interrogante planteado por la cruz: la cruz de Cristo, Cabeza de la Iglesia, y la cruz de Pedro, su Vicario en la tierra. Dos actos de un único drama: el drama del misterio pascual: cruz y resurrección, muerte y vida, pecado y gracia.

La maternidad divina de María – Catecismo de la Iglesia
495 Llamada en los Evangelios 'la Madre de Jesús'(Jn 2, 1; 19, 25; cf. Mt 13, 55, etc.), María es aclamada bajo el impulso del Espíritu como 'la madre de mi Señor' desde antes del nacimiento de su hijo (cf Lc 1, 43). En efecto, aquél que ella concibió como hombre, por obra del Espíritu Santo, y que se ha hecho verdaderamente su Hijo según la carne, no es otro que el Hijo eterno del Padre, la segunda persona de la Santísima Trinidad. La Iglesia confiesa que María es verdaderamente Madre de Dios [Theotokos] (cf. Concilio de Éfeso, año 649: DS, 251).
La virginidad de María
496 Desde las primeras formulaciones de la fe (cf. DS 10-64), la Iglesia ha confesado que Jesús fue concebido en el seno de la Virgen María únicamente por el poder del Espíritu Santo, afirmando también el aspecto corporal de este suceso: Jesús fue concebido absque semine ex Spiritu Sancto (Concilio de Letrán, año 649; DS, 503), esto es, sin semilla de varón, por obra del Espíritu Santo. Los Padres ven en la concepción virginal el signo de que es verdaderamente el Hijo de Dios el que ha venido en una humanidad como la nuestra:
Así, san Ignacio de Antioquía (comienzos del siglo II): «Estáis firmemente convencidos acerca de que nuestro Señor es verdaderamente de la raza de David según la carne (cf. Rm 1, 3), Hijo de Dios según la voluntad y el poder de Dios (cf. Jn 1, 13), nacido verdaderamente de una virgen [...] Fue verdaderamente clavado por nosotros en su carne bajo Poncio Pilato [...] padeció verdaderamente, como también resucitó verdaderamente» (Epistula ad Smyrnaeos, 1-2).

El acontecimiento histórico y transcendente – Catecismo de la Iglesia
639 El misterio de la resurrección de Cristo es un acontecimiento real que tuvo manifestaciones históricamente comprobadas como lo atestigua el Nuevo Testamento. Ya san Pablo, hacia el año 56, puede escribir a los Corintios: "Porque os transmití, en primer lugar, lo que a mi vez recibí: que Cristo murió por nuestros pecados, según las Escrituras; que fue sepultado y que resucitó al tercer día, según las Escrituras; que se apareció a Cefas y luego a los Doce: "(1 Co 15, 3-4). El apóstol habla aquí de la tradición viva de la Resurrección que recibió después de su conversión a las puertas de Damasco (cf. Hch 9, 3-18).
El sepulcro vacío

640 "¿Por qué buscar entre los muertos al que vive? No está aquí, ha resucitado" (Lc 24, 5-6). En el marco de los acontecimientos de Pascua, el primer elemento que se encuentra es el sepulcro vacío. No es en sí una prueba directa. La ausencia del cuerpo de Cristo en el sepulcro podría explicarse de otro modo (cf. Jn 20,13; Mt 28, 11-15). A pesar de eso, el sepulcro vacío ha constituido para todos un signo esencial. Su descubrimiento por los discípulos fue el primer paso para el reconocimiento del hecho de la Resurrección. Es el caso, en primer lugar, de las santas mujeres (cf. Lc 24, 3. 22- 23), después de Pedro (cf. Lc 24, 12). "El discípulo que Jesús amaba" (Jn 20, 2) afirma que, al entrar en el sepulcro vacío y al descubrir "las vendas en el suelo"(Jn 20, 6) "vio y creyó" (Jn 20, 8). Eso supone que constató en el estado del sepulcro vacío (cf. Jn 20, 5-7) que la ausencia del cuerpo de Jesús no había podido ser obra humana y que Jesús no había vuelto simplemente a una vida terrenal como había sido el caso de Lázaro (cf. Jn 11, 44).